Uno de los detenidos, además, increpó y se abalanzó sobre uno de los agentes.

Detienen a dos hombres por robo con fuerza en distintas zonas de la capital grancanaria

Uno de ellos fue sorprendido oculto en el interior de una vivienda, mientras que el otro en un local comercial

CANARIAS7 Las Palmas de Gran Canaria

Agentes de la Policía Nacional han detenido en Las Palmas de Gran Canaria a dos hombres de 42 y 48 años de edad, ambos con antecedentes policiales, como presuntos autores de un delito de robo con fuerza.

Uno de ellos fue detenido en Tafira Baja, sorprendido oculto en el interior de un inmueble tras sustraer herramientas de otra vivienda. El segundo fue localizado cuando sustraía cableado del cuadro de luces de un establecimiento de alimentación del barrio de La Feria y, además del robo con fuerza, fue detenido por atentado a agentes de la autoridad.

En primer lugar, varios vecinos de Tafira Baja alertaron el pasado domingo, 26 de junio, a la policía (a través de llamadas al 091) de que un hombre estaba entrando en distintas viviendas y facilitaron la descripción física del mismo.

Así, agentes de la Policía Nacional se personaron en el lugar y, tras inspeccionar diferentes domicilios, localizaron al presunto autor, que se encontraba oculto en una de las viviendas donde no había moradores.

Uno de los detenidos fue sorprendido robando cableado de un cuadro de luz.

Estaba en posesión, además, de varias herramientas sustraídas de otro inmueble. En ese mismo instante fue detenido como presunto autor de un delito de robo con fuerza, devolviéndose los objetos sustraídos fueron devueltos a su legítimo propietario.

Segunda detención

Vecinos del barrio de La Feria también alertaron, con llamadas al 091, de la presencia de un hombre en el interior de un local comercial. Este fue localizado la madrugada del pasado lunes, 27 de junio, sustrayendo cableado de un cuadro de luz que había forzado de un establecimiento de alimentación.

El hombre reconoció los hechos, pero, en el momento de la detención, comenzó a increpar e incluso se abalanzó sobre uno de los agentes repentinamente. Por ello, además del presunto delito de robo con fuerza, se le atribuye un delito de atentado contra la autoridad y sus agentes.

Ambos detenidos fueron puestos a disposición de la Autoridad Judicial competente, decretándose prisión para uno de ellos y el segundo pasará a disposición judicial durante el día de hoy.