Tres años de cárcel para un Guardia Civil por ocultar una multa

04/11/2019

La Sección Segunda de la Audiencia Provincial de Las Palmas ha condenado a tres años de prisión a un guardia civil destinado en el puesto de Santa María de Guía por modificar una multa que él mismo había interpuesto a otra persona por conducción temeraria.

ETIQUETAS:

El agente rompió parte del boletín para borrar la identidad del infractor y modificó la fecha, la hora y el lugar con el objetivo de hacerlo pasar por otra denuncia y evitar al conductor el pago de la multa y la pérdida de puntos del carné, según relata el diario Canarias Ahora. La sanción añade a la pena de prisión el pago de 3.600 euros y la inhabilitación de tres años y medio en las fuerzas y cuerpos de seguridad del estado y costas por un delito de falsificación de documentos oficiales.

Los hechos tuvieron lugar la madrugada del pasado septiembre de 2014, relata la sentencia, cuando el agente Miguel Ángel M.R. denunció en su horario de patrulla a un ciudadano que circulaba de forma temeraria por la carretera que une el casco de Guía con el barrio de La Atalaya.

Entonces, redactó el boletín pertinente y, como es habitual, entregó una copia al conductor. Sin embargo, el agente no dio curso a esa denuncia y cinco meses más tarde de haberse cometido la infracción, trató de deshacerse de ella modificando los datos para hacerlos coincidir con otra multa extendida el mismo día contra un motorista en Gáldar.

Por su parte, el guardia civil sostuvo en una declaración jurada que el boletín original había «salido volando» aquel día, como consecuencia de un fuerte viento y, después de que varios coches hubieran pasado por encima, había quedado ilegible. En esas condiciones, por tanto, fue necesario rehacer el boletín para sustituirlo por el anterior. La Audiencia Provincial de Las Palmas señala en la sentencia que los hechos relatados «no se correspondían con la realidad».