Miguel Cabrera tendrá que cumplir doce años de prisión

El Supremo ratifica la condena al filicida de Telde

25/01/2018

La Sala de lo Penal del Tribunal Supremo ha inadmitido el recurso de casación interpuesto por la defensa de Miguel Cabrera Santana, el vecino de Telde que mató a su propio hijo en unos hechos ocurridos el 27 de abril de 2015.

ETIQUETAS:

Por este filicidio, el acusado fue condenado como autor responsable de un delito de homicidio, con el agravante de parentesco y el atenuante de confesión a la pena de doce años de prisión, una indemnización en concepto de responsabilidad civil a cada uno de los dos hijos de 120.000 euros y el pago de las costas.

El magistrado Antonio de Moral García, ponente de la resolución, desestimó el recurso de casación de la defensa de Miguel Cabrera Santana que argumentaba en que su defendido había sufrido una «vulneración del principio de presunción de inocencia así como las garantías procesales del encausado». El Ministerio Fiscal se opuso a este trámite.

El ponente ratificó el acta del veredicto del Tribunal del Jurado, en el que se declararon probados que el acusado, en horas avanzadas del 27 de abril de 2015, se encontraba en su domicilio de la localidad de Telde, en compañía de su madre y de su hijo. Que en un momento determinado, entre las 20 y las 21 horas, el acusado y su hijo entablaron una fuerte discusión que degeneró en una pelea entre ambos. En el transcurso de la misma, sacó una navaja de unos 8 centímetros de hoja y, después de intentar clavársela a su hijo en varias ocasiones, cuando ambos se encontraban de pie, uno frente al otro, logró introducírsela de forma directa en el corazón con intención de quitarle la vida.