La lucha contra el coronavirus

Solo en Gran Canaria hay 5.618 personas con posible coronavirus

07/04/2020

Los médicos de primaria hacen seguimiento telefónico a 2.096 pacientes que han estado expuestos al virus y a 3.522 con sospecha de haberse contagiado y que están en cuarentena en sus casas. Los expertos que asesoran al Gobierno destacan la importancia de realizar test «de los que detectan anticuerpos» para tener una valoración más real de la situación

ETIQUETAS:

Solo Gran Canaria registra 5.618 personas que podrían estar afectadas por coronavirus. Se encuentran en cuarentena en sus domicilios y no se les ha realizado ni prueba PCR ni test rápido para descartar que tengan la enfermedad. De estos casos, acumulados desde principios de marzo hasta este domingo, 3.522 están aislados por sospechas de padecer el virus y otras 2.096, porque han estado expuestas de forma estrecha al Covid-19.

Estos pacientes están recogidos en el listado que hacen médicos de todos los centros de salud de atención primaria de cada área de salud del archipiélago de las llamadas que reciben de usuarios, que creen que sufren algún síntoma de coronavirus, y que cada gerencia gestiona a diario. «Cuantificamos todos los casos que atendemos en primaria. Los que son claramente Covid-19 se derivan al hospital, pero también los expuestos, que son personas que han estado en contacto con otra que ha sido positivo, y los sospechosos, los que sufren algún síntoma leve que hace sospechar un posible coronavirus», explicó ayer un profesional sanitario de atención primaria, quien agregó que a estos dos últimos dos grupos de pacientes «se les solicita que hagan cuarentena, se les explica las medidas de higiene pertinentes y se les hace seguimiento a diario vía telefónica». Algunos de estos casos «presentarán estos días un positivo confirmado y a otros les podríamos hacer la prueba ahora y darían negativo, pero como no tenemos no lo sabremos», matizó la fuente.

Canalejas con 411 atendidos, de los que 32 fueron Covid-19, 127 expuestos y 252 sospechosos, es el centro de salud con mayor número de usuarios en seguimiento. Seguido de cerca de Maspalomas con 346, han dado positivo 17 personas, 63 expuestos y 266 sospechosos; de Vecindario con 421, con 19 positivos, 135 expuestos y 267 sospechosos, y de Telde San Gregorio con 340, siendo 13 positivos, 79 expuestos y 248 sospechosos.

Según la misma fuente (que prefiere mantenerse en el anonimato), son casos que aunque se encuentran controlados «pueden haber contagiado a otras personas si tuvieran el virus, pero que se desconoce porque no han accedido a una prueba». «Confiamos que con las medidas de confinamiento se rompa la cadena de contagio, sobre todo, para aquellos que lo tengan y sean asintomáticos porque no podemos olvidar que en casa viven como mínimo dos personas» , agregó la misma fuente.

Canarias no dispone aún de test suficientes para detectar la infección por coronavirus en la población en genersal para tener la foto real de contagios. Las miles de pruebas que ya se han recibido están destinadas a las profesiones y personas más vulnerables, como el personal sanitario y los mayores que están en residencias.

Comité de gestión. El grupo de expertos que asesora al Comité de Gestión de Emergencia Sanitaria de Canarias, que se reunió este lunes, destacó tras presentar su informe la importancia de seguir realizando test «de los que detectan la generación de anticuerpos» para tener una valoración más real de la situación y «porque estos test nos permitirán también saber quiénes han superado ya la enfermedad», explicó en un comunicado del Gobierno canario. Al respecto, los expertos creen que hay muchas personas que han logrado pasar el Covid-19 y que cada vez existen menos portadores del virus en Canarias, gracias al confinamiento. Además, apuntan que el índice de contagiosidad se ha reducido notablemente: «actualmente, un afectado solo contagia a 0,6 personas de media», apunta el catedrático y portavoz del grupo de expertos, Lluís Serra Majem. Para el Comité de Gestión de Emergencia Sanitaria las medidas de distanciamiento seguirán siendo vitales para afrontar el descenso de la curva de incidencia del Covid-19.