Las empresas pagarán las bajas de los aislados por el coronavirus

27/02/2020

Los afectados tendrán una reducción de su sueldo: no cobrarán los primeros tres días de baja ni la totalidad del salario durante los siguientes, salvo que los proteja su convenio

ETIQUETAS:
- ugt

Las primeras consecuencias de la expansión del coronavirus a España serán para empresarios y trabajadores afectados por la enfermedad, puesto que sus bolsillos se pueden ver afectados. El Gobierno ha determinado que aquellas personas que están en cuarentena por haber dado positivo tendrán que acogerse a una baja por incapacidad temporal (IT). Esto significa que los afectados tendrán derecho a las correspondientes prestaciones.

El problema es que, salvo que el convenio del trabajador recoja lo contrario, los afectados no cobrarán por los primeros tres días de aislamiento, ya que así esta establecido por ley. A partir del cuarto día y hasta el 20 recibirán el 60% de su base reguladora, a excepción -de nuevo- de que el convenio diga otra cosa. Este es el caso en el que previsiblemente se encontrarán las personas recluidas por coronavirus, ya que la cuarentena establecida para esta epidemia es, hasta ahora, de 14 días.

Hasta el día 15 lo pagará el empresario, y a partir de entonces la Seguridad Social.

Es verdad que los convenios de las grandes empresas normalmente se hacen cargo del pago del salario de esos tres días e incluso muchos de ellos abonan más del 60% del salario establecido por ley, llegando incluso al 100% en algunos casos. Sin embargo, hay que tener en cuenta que España es principalmente un país de micropymes, por lo que los trabajadores de la mayor parte de estas pequeñas compañías no tendrán estos beneficios, según advierten fuentes de UGT.

Esto ocurrirá con los turistas aislados en el hotel H10 Costa Adeje del sur de Tenerife, pero también con el resto de españoles que tengan que someterse a un caso similar en los próximos meses. Este fue el mismo criterio que se siguió el Gobierno en 2009 cuando la crisis de la gripe aviar.

Por esta circunstancia, los sindicatos han mostrado su preocupación y piden al Gobierno que negocie unas pautas con las empresas y se sienten a planificar cómo organizar esta situación de crisis que aunque por ahora solo ha afectado a este hotel de Canarias, puede saltar a cualquier otra compañía en España de un momento a otro.

Por el momento, el Gobierno de Canarias será quien pague los gastos ocasionados por los turistas recluidos en el hotel de Tenerife. Una vez que pase la crisis, se plantearán si sentarse con el Estado para que contribuya a pagar el corte, explican fuentes del Ejecutivo autonómico. Por su parte, huéspedes del hotel H10 Costa Adeje, en Tenerife, aseguran a este periódico que los responsables no les han comunicado aún nada al respecto y no saben si les reembolsarán los días que ya tenían pagados pero que no están disfrutando por esta situación.