La sentencia del Constitucional es un «triunfo» para el colectivo trans

22/07/2019

Las asociaciones LGTBI aplauden la decisión del tribunal de reconocer el derecho de los menores transexuales a cambiar de sexo, pero avisan de que la libre determinación del género «no es total».

El fallo del Tribunal Constitucional con el que permite que los menores «con suficiente madurez y que se encuentren en una situación estable de transexualidad» puedan solicitar el cambio de sexo en los registros civiles ha sido recibida por los colectivos trans de Canarias como «un triunfo» y como «la llave que abrirá la puerta» a la modificación de la ley reguladora de la rectificación registra del sexo de 2007 que hasta ahora solo permitía la libre determinación de sexo a las personas trans mayores de edad.

El Tribunal Constitucional declara inconstitucional y nulo el artículo 1 de la Ley 3/2007 que exige ser mayor de edad para cambiar el sexo que consta en el Registro Civil y, por tanto, en el DNI.

«Esta batalla ganada» no significa, sin embargo, que el colectivo trans haya ganado la guerra, dice Edu Gestido, fundador de Transboys, que considera una «gran noticia» que se extienda la libre determinación de sexo a los menores, porque el Tribunal Constitucional con su sentencia «viene a decir que era inconstitucional dejar a los menores fuera». Sin embargo, tanto él como Marcos Ventura, vicepresienta del colectivo LGTBI Gamá y coordinadora del área trans de la federación estatal LGTBI, avisan de que esa libre determinación del sexo «sigue sin ser total».

Y es así porque la discriminación persiste en tanto que la ley sigue dejando en manos de la medicina el derecho a la libre determinación de la identidad sexual y género, sostienen, y, además, le sigue cerrando las puertas a las personas migrantes.

Además, llaman la atención sobre el hecho de que la propia sentencia mantiene en la patologización de la transexualidad en tanto que obliga a los menores a «demostrar» una «situación estable de transexualidad». «¿Qué significa eso?», se pregunta Ventura al tiempo que replica que «la libre determinación de identidad sexual y de género no tiene porque demostrarse».

Otro aspecto de la sentencia que no acaban de ver es el apunte relativo a que los menores deben tener «suficiente madurez» a la hora comunicar su transexualidad porque, según dicen, «con cuatro y cinco años hay niños que lo tienen clarísimo; ¿tienen que esperar hasta los 15?».

Esas dos puntualizaciones no son óbice para que tanto Gestido como Ventura vean en la sentencia «un gran avance» y, sobre todo hacen hincapié en resaltar que el Tribunal Constitucional les está dando más derechos que los que les reconocen las leyes y que, por tanto, será la baza de la que se valgan cuando el Congreso de los Diputados salta de la parálisis en la que se encuentra y se reactiven las iniciativas legislativas que tanto la Federación de asociaciones LGTBI como la Federación Plataforma Trans llevaron hasta allí la pasada legislatura y que decayeron con la convocatoria de elecciones y la disolución de las Cortes.

  • 1

    ¿Los comercios deberían adelantar a las 18.00 horas el cierre en los días 24 y 31 de diciembre?

    Sí.
    No.
    Ns / Nc.
    Votar Ver Resultados