Entrevista

Stephan Ropeter: «El objetivo es optimizar aún más el espacio educativo para ofrecer el mejor aprendizaje»

17/05/2018

El director del Colegio Oficial Alemán de Las Palmas valora la ampliación que se ha llevado a cabo en las instalaciones para potenciar la innovación educativa de un centro que cuenta con el sello de calidad de ‘excelente colegio alemán en el extranjero’.

Afalta de dos años para su centenario, el histórico centro educativo ubicado en Almatriche ha inaugurado un edificio con aulas modernas que favorecen el desarrollo de pedagogías emergentes. Con esta construcción, el colegio, que abrió sus puertas en 1920, sigue apostando por un proyecto que combina lo mejor de la tradición educativa alemana con la incorporación constante de las últimas novedades pedagógicas. Don Stephan Ropeter, director actual del Deutsche Schule Las Palmas de Gran Canaria, explica en esta entrevista los objetivos que persigue la institución con el nuevo aulario, que permitirá seguir trabajando en la innovación educativa que distingue al centro, que ostenta el sello de calidad ‘Excelente Colegio Alemán en el Extranjero’, otorgado por el Gobierno alemán.

Stephan Ropeter: «El objetivo es optimizar aún más el espacio educativo para ofrecer el mejor aprendizaje»

—Además de la mejora de la instalaciones, ¿cuál es el fin del nuevo aulario?

— El objetivo es optimizar aún más el espacio educativo para los alumnos y alumnas y ofrecerles mejores condiciones para el aprendizaje. Con toda razón, en los países escandinavos, el espacio, en este caso el aula, es considerado como el tercer pedagogo. Por lo tanto, cada niño y cada joven cuenta con tres profesores: el primero son los compañeros, el segundo, el docente, y el tercero, el aula. En el colegio hemos querido trabajar en esta línea porque es obvio que hay una relación entre el entorno y el rendimiento académico.

—¿En qué medida repercuten las nuevas instalaciones en los procesos de enseñanza-aprendizaje?

— Los espacios tienen un gran impacto en el clima escolar y, por ello, también en la calidad de la enseñanza. Por lo tanto, un buen centro requiere una buena concepción educativa del espacio. Es un requisito para que los niños y los jóvenes perciban nuestro colegio como un ámbito de aprendizaje y de vida atractivo y puedan identificarse con nuestros objetivos educativos y de formación.

—¿Cuáles son esos objetivos?

— Entre otros, cabe destacar el desarrollo del aprendizaje autónomo, el trabajo responsable y un trabajo en equipo constructivo. El sistema educativo alemán tiene como eje la orientación práctica de la educación, que es el resultado de un fomento constante, desde la Educación Infantil hasta el Bachillerato, de la autonomía personal y de una educación basada en las competencias y en los contextos y no solo en la teoría.

—¿Cómo son las nuevas aulas?

— Nuestras aulas en el nuevo centro de Secundaria están acondicionadas para posibilitar una amplia variedad de formas de trabajo: los alumnos y alumnas trabajan individualmente y en silencio, en grupo y en proyectos. En las clases, equipadas con modernas pizarras interactivas, se trabaja con pequeños grupos y con cursos completos.

—¿Está el mobiliario al servicio de la pedagogía?

— Con el fin de desarrollar una enseñanza diferenciada e individualizada, se ha adquirido un mobiliario moderno que permite adaptar el aula a las diferentes situaciones de aprendizaje. Las mesas individuales móviles y las estanterías con ruedas, así como las sillas ergonómicas, son el equipamiento ideal. Los tabiques móviles que absorben el ruido hacen posible la impartición de las materias y que se den usos muy amplios y variados al espacio educativo.

—¿Se aprecia ya el impacto pedagógico de estos primeros meses de enseñanza en el nuevo edificio?

— Sin lugar a dudas. Un aula diseñada para el futuro nos ha permitido ofrecer una enseñanza activa y emocionante. Ha aumentado la motivación del alumnado y el nivel de satisfacción de los docentes. Asimismo, el amplio patio en dos niveles y la fantástica vista del valle de San Lorenzo y también han contribuido al bienestar de la comunidad educativa.

—¿En un futuro continuarán trabajando en la mejora de las instalaciones?

— Tras la inauguración del nuevo aulario, ahora tenemos la posibilidad de realizar una remodelación del edificio principal, ya que disponemos de mucho más espacio.

Stephan Ropeter: «El objetivo es optimizar aún más el espacio educativo para ofrecer el mejor aprendizaje»
Claves del Colegio Oficial Alemán

■ Formación bilingüe: alemán-español desde Infantil a Bachillerato, con profesorado nativo y especializado en sus materias

■ Títulos de Bachillerato alemán y español

■ Idiomas y nivel al finalizar el Bachillerato: alemán: C2 (directamente con el diploma de Bachillerato alemán); inglés: B2 (directamente con el diploma de Bachillerato alemán); francés (B1 directamente con el diploma de Bachillerato alemán)

■ Sello de calidad Excelente Colegio Alemán en el Extranjero que otorga el Gobierno alemán

■ Intercambios anuales con alumnos alemanes en 2º ESO, 4º ESO y 1º Bachillerato

■ Programa de prácticas curriculares en empresas nacionales e internacionales

■ Curso de preparación para las pruebas de acceso a la universidad española

■ Nota media de la finalización del Bachillerato en el curso 2017/18: 8,17 /10

■ Servicio de orientación psicológica

■ Servicio de recogida temprana, transporte y comedor escolar

■ Amplio programa de actividades extraescolares, tanto deportivas como pedagógicas

■ Valores del centro: respeto, tolerancia, comunicación, esfuerzo, disciplina y trabajo en equipo