Más de 200 pacientes viajan aún a Gran Canaria para la radioterapia

21/09/2019

AFOL insiste en que se dé construya el búnker, para que los enfermos de cáncer puedan ganar en calidad de vida

Al menos 200 pacientes lanzaroteños aquejados de algún tipo de cáncer se han visto obligados este verano a desplazarse hasta Gran Canaria para recibir tratamiento de radioterapia, según estimación ofrecida ayer por Carmen Arrocha, presidenta de la Asociación de Familias Oncohematológicas de Lanzarote (AFOL). Y no hay previsión de que vaya a quedar rebajada la cifra en próximas fechas, de manera que se agudizará la necesidad de que en la isla haya un búnker donde dar aplicar radioterapia.

Así las cosas, desde AFOL se mantiene durante estos días la aspiración de contar con la infraestructura en el Hospital Doctor José Molina Orosa de la capital, para que así ganen calidad de vida los pacientes, dado que en cuanto reciban radioterapia en Lanzarote no deberán verse obligados a viajar fuera, en muchos casos quedando obligados a permanecer algún tiempo en Gran Canaria, por efectos secundario del tratamiento. A ello hay que sumar el coste económico que los viajes suponen para los afectados y para las arcas del Servicio Canario de Salud (SCS).

Además, cabe tener en cuenta que la presencia del búnker en Arrecife debería permitir en algún caso propiciar un cierto nivel de adelanto en la aplicación del tratamiento. Con ello, es de suponer que podría rebajar en parte el índice de mortalidad del cáncer en la isla. Oficialmente consta que cada año al menos se dan 200 pérdidas humanas en la isla causadas por algún cáncer.

Como añadido, AFOL también aspira a que se mejore el nivel asistencial en lo que a las pruebas médicas se refiere; para así permitir un mayor nivel de diagnósticos tempranos.

Estos planteamientos, que no son nuevos precisamente, constan en las misivas que Carmen Arrocha ha hecho llegar al presidente del Gobierno de Canarias, Ángel Víctor Torres; y a la consejera regional de Sanidad, Teresa Cruz, con quienes aún no ha podido entrevistarse. También ha trasladado la misma comunicación a la presidenta insular, María Dolores Corujo, circunstancia que le ha valido para haber sido recibida por el jefe de gabinete, Carlos Espino; estando pendiente para antes de fin de mes una cita con el vicepresidente cabildicio, Jacobo Medina.

Para dar atención desde la sanidad públicas a los pacientes lanzaroteños aquejados de algún tipo de tumor se cuenta en estos días con cuatro especialistas en el Hospital Doctor José Molina Orosa de Arrecife. Esta cifra, no obstante, existe riesgo de que pueda quedar menguada a corto y medio plazo, considerando que uno de los oncólogos ya ha alcanzado las condiciones mínimas para jubilarse, a lo que hay que añadir que otra especialista, tras un periodo de enfermedad, aún no está en condiciones de rendir al máximo. Del Gobierno se esperan medidas para evitar que haya reducción del número de profesionales.