Los acusados del caso Montecarlo en San Bartolomé admiten los hechos

19/03/2019

La Sección Sexta de la Audiencia Provincial de Las Palmas dejó este martes visto para sentencia el juicio sobre la pieza del caso Montecarlo en el Ayuntamiento de San Bartolomé, después de que los cinco acusados aceptaran los hechos y las nuevas penas propuestas por la Fiscalía.

ETIQUETAS:

La Sección Sexta de la Audiencia Provincial de Las Palmas dejó visto para sentencia este martes el juicio sobre la pieza del caso Montecarlo en el Ayuntamiento de San Bartolomé, después de que los cinco acusados aceptaran los hechos y las nuevas penas propuestas por la Fiscalía.

Los cinco acusados reconocieron los hechos que incluyen múltiples delitos continuados de prevaricación administrativa, falsedad y malversación, lo que ha supuesto un considerable atenuante con sustancial rebaja de las penas.

En el caso del ex interventor y principal acusado el exinterventor Carlos Sáenz, tras admitir los hechos la petición de condena pasa de 12 años de cárcel a tres. En el caso del socio de Sáenz, el empresario José Vicente Montesinos, responsable de las sociedades Recingest y Progestril, ha aceptado una pena de dos años de cárcel, frente a los 11 que la Fiscalía solicitó inicialmente.

El resto de acusados como el exalcalde de San Bartolomé, para quien la Fiscalía pedía 5 años de cárcel, se conforma con una pena de solo un año, al igual que el extesorero Luis Manuel Rodríguez y el exconcejal de Hacienda de este municipio Javier Betancort.

La causa versa sobre los hechos acaecidos en el Ayuntamiento de San Bartolomé entre 2002 y 2007 El fiscal sostiene que Carlos Sáenz no solo se prevalió de su cargo como interventor de San Bartolomé para cobrar 74.420 euros más de lo que le correspondía legalmente, sino que además creó con Vicente Montesinos un sistema para «expoliar arbitrariamente» los fondos públicos de ese ayuntamiento entre 2002 y 2007.

Para ello se crearon una serie de contratos asesoría entre el Ayuntamiento de San Bartolomé y el empresario Montesinos, a través de sus sociedades Progestril y Recingest, que les sirvieron para obtener de forma fraudulenta 392.707 euros del Consistorio. En ello colaboraron el exalcalde Miguel Martín; el exconcejal de Hacienda Javier Betancort y el tesorero, Luis Manuel Rodríguez.

Todos ellos deberán pagar el dinero malversado en concepto de responsabilidad civil al Ayuntamiento de San Bartolomé, personado también como acusación.