Las personas sin hogar, a la Ciudad Deportiva

19/03/2020

Se ha dispuesto la presencia de 50 camas

El Cabildo de Lanzarote, en colaboración con el Consorcio de Seguridad y Emergencias, ha habilitado la Ciudad Deportiva como albergue provisional para personas sin hogar. La instalación, que estará a disposición de quienes la necesiten a partir de esta noche, cuenta con un total de 50 camas que podrán ampliarse en función de futuras necesidades.

La presidenta del Cabildo, María Dolores Corujo, ha destacado la importancia de disponer de este recurso ante una situación de emergencia sanitaria.

«No podemos pedir a la población que se recluya en sus casas y, mientras tanto, mirar para otro lado pretendiendo ignorar la dura realidad de que con nosotros conviven personas en el más absoluto desamparo, sin un techo bajo el que recogerse y sin las menores medidas de cuidado personal a su alcance», ha señalado.

El consejero de Seguridad y Emergencias, Francisco Javier Aparicio, ha informado de los servicios a disposición de las personas acogidas en estas instalaciones. «Hemos tomado las medidas necesarias para que dispongan de las tres comidas indispensables al día pero, además, hemos creado un dispositivo de coordinación con los servicios de bienestar social que nos permitirán aprovechar el contacto que se producirá durante estos días para acercarles los servicios del Cabildo. Igualmente, se dispondrá de una ambulancia por si hubiera que realizar traslados», ha informado el consejero.

La presidenta ha finalizado señalando la importancia de dar a conocer este nuevo dispositivo entre las ONGs, los servicios sociales de los ayuntamientos y sus policías locales. «Para que este nuevo esfuerzo del Cabildo rinda frutos se hace imprescindible que todas las administraciones se comprometan en conseguir que sus usuarios acudan. En muchas ocasiones, el nivel de vulnerabilidad y deterioro cognitivo de las personas sin hogar hace que sean incapaces de acercarse a la administración y se exige un mayor esfuerzo por nuestra parte», añadió Aparicio.