La piscina de Tías, a una tercera licitación

15/04/2019

El Ayuntamiento prevé ceder casi 200.000 euros al año a la empresa que asuma la puesta en marcha de la instalación, pendiente de estreno desde 2012

ETIQUETAS:

El estudio de viabilidad pedido por Tías para permitir el estreno de la piscina cubierta, con sus anexos, ya tiene vigor definitivo, al no haberse presentado alegación alguna durante el obligado periodo de exposición pública. En consecuencia, en cuanto se dé el visto bueno en una próxima sesión plenaria, probablemente extraordinaria en este mismo mes, será posible licitar la gestión, con el atractivo de que el Ayuntamiento estará dispuesto a ceder casi 200.000 euros cada año, para cubrir pérdidas.

Con este añadido existe confianza en el gobierno local, presidido por José Francisco Hernández, de alcanzar un final distinto al dado en las dos licitaciones precedentes. Una primera quedó desierta; mientras que la segunda contó con una oferta, si bien la entidad que la avaló finalmente optó por no seguir. En ambos casos, por tener la piscina el obstáculo de parecer un recinto muy poco dado a permitir un nivel mínimo de rentabilidad.

La piscina se hizo a inicios de la década, con fondos del Plan E, siendo en 2012 cuando se consideró lista para su puesta en servicio. En fechas posteriores, en el afán de dotarla de mayor atractivo, se hicieron dependencias anexas, incluido un espacio polivalente cerrado. Con maquinaria preparada para su arranque, lleva años el Ayuntamiento asumiendo el mantenimiento, circunstancia que dejaría de asumir en cuanto un tercero se hiciera cargo. Es decir, según dio a entender el concejal de Deportes, Francisco Aparicio, de la partida anual a emplear habría que restar en el apartado de gastos la suma que se tiene que emplear para que la piscina siga en estado de revista.

La pileta, equipada con sus calentadores, filtros y otra maquinaria, está preparada para entrar en servicio. También tiene grupo electrógeno propio. De 25 metros de largo y tres calles, así como un espacio para actividades terapéuticas, se asienta en la parte alta del edificio, con lo que el sótano se espera que acoja un gimnasio mediano. También hay dependencias para albergar posibles salas de masajes, un centro médico y cafetería, así como cuatro vestuarios. En la parte externa hay varias pistas de pádel, así como el salón polivalente.

Entre abono inicial, con fondos del Plan E, y desembolsos posteriores, en la piscina se llevan invertidos más de 2 millones de euros.

El titular de Deportes, Francisco Aparicio, espera que por fin se puede abrir el recinto. «Ahora va a ser mucho más atractivo que en concursos anteriores», aclaró. Por ello, se dice «optimista».