La alcaldesa pinta un Arrecife en alza en cien días de mandato

24/10/2019

La regidora de la capital, Ástrid Pérez, hace balance de sus primeros meses de gobierno, señalando que se han conseguido importantes metas, en todas las áreas, pese a encontrar un Consistorio en ruina. Adelanta que en breve habrá un plan económico y financiero, pero no precisa a cuanto asciende la deuda

ETIQUETAS:

C. de inza / arrecife

La alcaldesa de la capital, Ástrid Pérez, acompañada de todo su grupo de gobierno, ofreció ayer una comparecencia para exponer los logros de su gestión en los primeros cien días desde su llegada al Consistorio, en el que presentó, desde su punto de vista, un balance altamente positivo y en ascenso.

La regidora municipal del PP, que gobierna con los apoyos de PSOE, Somos y Nueva Canarias (NC), desgranó durante más de 45 minutos los problemas y retos que a su entender se han ido cosechando área por área, para presentar una gestión «eficaz» frente a los graves problemas de un Ayuntamiento que a su juicio estaba totalmente desmantelado a su llegada, tras el mandato anterior del PSOE.

Entre los logros más importantes, destacó el desbloqueo de la cesión de suelo al Gobierno canario para la construcción de vivienda pública, aunque reconoció Pérez que sigue pendiente la promoción correspondiente la que promueve la empresa pública Visocan.

En el apartado de urbanismo, la alcaldesa resaltó la concesión de la licencia para el centro comercial Garavilla y de 8 licencias para otros tantos edificios de viviendas. También se hizo eco de la recuperación del Plan de Empleo para la capital, con la contratación de 30 trabajadores, tras armar un expediente «en tiempo récord», dijo, para no peder las ayudas, como en años anteriores. En las áreas de Servicios Sociales y Educación recordó la concesión de las subvenciones para la compra de material escolar para más de 300 familias, con 50.000 euros; y la concesión de otros 500.000 euros en ayudas a colectivos humanitarios, tras sacarse la convocatoria correspondiente, además de la adjudicación del contrato de ayuda a domicilio por 2 millones de euros para ayudar a unas 300 personas.

Sin olvidar los 158.000 euros de ayudas a los estudiantes universitarios, que por primera vez en años se convocan en el mismo ejercicio; así como proyectos de mejora en colegios. como el Antonio Zerolo donde se prevén obras por 70.000 euros.

En deportes destacó la convocatoria de ayudas a los clubes también en el año económico, o licitaciones en mejoras de campos de fútbol como el de Argana Alta.

sanciones. Otros logros son la puesta al día con la Red Tributaria, para cobrar sanciones y mejorar la capacidad recaudatoria, algo que no se hacía; la limpieza y mejora de la playa de El Reducto, y de la ciudad y los barrios, el mantenimiento de la Bandera Azul; la asistencia de un técnico del Cabildo para Recursos Humanos; la convocatoria de nuevas plazas de policías; la inmediata aprobación de un plan de movilidad; la apertura de la avenida y la tramitación del Plan General.

La alcaldesa de la capital, Ástrid Pérez, acompañada de todo su grupo de gobierno, ofreció ayer una comparecencia para exponer los logros de su gestión en los primeros cien días desde su llegada al Consistorio, en el que presentó, desde su punto de vista, un balance altamente positivo y en ascenso.

La regidora municipal del PP, que gobierna con los apoyos de PSOE, Somos y Nueva Canarias (NC), desgranó durante más de 45 minutos los problemas y retos que a su entender se han ido cosechando área por área, para presentar una gestión «eficaz» frente a los graves problemas de un Ayuntamiento que a su juicio estaba totalmente desmantelado a su llegada, tras el mandato anterior del PSOE.

Entre los logros más importantes, destacó el desbloqueo de la cesión de suelo al Gobierno canario para la construcción de vivienda pública, aunque reconoció Pérez que sigue pendiente la promoción correspondiente la que promueve la empresa pública Visocan.

En el apartado de urbanismo, la alcaldesa resaltó la concesión de la licencia para el centro comercial Garavilla y de 8 licencias para otros tantos edificios de viviendas. También se hizo eco de la recuperación del Plan de Empleo para la capital, con la contratación de 30 trabajadores, tras armar un expediente «en tiempo récord», dijo, para no peder las ayudas, como en años anteriores. En las áreas de Servicios Sociales y Educación recordó la concesión de las subvenciones para la compra de material escolar para más de 300 familias, con 50.000 euros; y la concesión de otros 500.000 euros en ayudas a colectivos humanitarios, tras sacarse la convocatoria correspondiente, además de la adjudicación del contrato de ayuda a domicilio por 2 millones de euros para ayudar a unas 300 personas.

Sin olvidar los 158.000 euros de ayudas a los estudiantes universitarios, que por primera vez en años se convocan en el mismo ejercicio; así como proyectos de mejora en colegios. como el Antonio Zerolo donde se prevén obras por 70.000 euros.

En deportes destacó la convocatoria de ayudas a los clubes también en el año económico, o licitaciones en mejoras de campos de fútbol como el de Argana Alta.

Otros logros son la puesta al día con la Red Tributaria, para cobrar sanciones y mejorar la capacidad recaudatoria, algo que no se hacía; la limpieza y mejora de la playa de El Reducto, y de la ciudad y los barrios, el mantenimiento de la Bandera Azul; la asistencia de un técnico del Cabildo para Recursos Humanos; la convocatoria de nuevas plazas de policías; la inmediata aprobación de un plan de movilidad; la apertura de la avenida y la tramitación del Plan General.

En otros apartados, el balance de gestión, según la alcaldesa, es «muy positivo», aunque se pasó por encima de las áreas más complejas, como transportes, donde el servicio de guaguas sigue bajo mínimos. A preguntas sobre si la solución es ceder el servicio al Cabildo, que a su vez lo cedería a un tercero, Pérez señaló que «siempre ha sido partidaria de externalizar», aunque en otras comparecencias y plenos lo había negado. Tampoco supo precisar el volumen de la deuda municipal, ni el pasivo a proveedores, «no tengo datos». Las indemnizaciones, las cifró en 47 millones, y dijo que tras aprobarse el Plan Supletorio, «habrá que aprobar otro nuevo de verdad».