El baile del delfín albino en el sur grancanario

    Cargando reproductor ...
03/10/2018

Un delfín moteado (Stenella frontalis) albino llamó este martes la atención de los viajeros y la tripulación del Spirit of the Sea, uno de los barcos de observación de cetáceos con más años de experiencia en el sur de Gran Canaria. No es la primera vez que se ve un ejemplar con ausencia congénita de pigmentación en la piel, pero es de las pocas veces que se ha podido filmarlo.

En los últimos días, la presencia de miles de delfines moteados en grupos muy numerosos ha sido la nota predominante en el sur de Gran Canaria. Sin embargo, de entre ese número destacó la presencia de al menos un ejemplar albino, que no dudó en acercarse al buque de observación de cetáceos Spirit of the Sea, con base en Puerto Rico, para jugar con las olas que produce la embarcación.

«Ya habíamos visto algún ejemplar con anterioridad aunque no son nada frecuentes de ver», explicaron las fuentes consultadas por este periódico, «tampoco habíamos tenido la oportunidad de poder grabarlos». El avistamiento se produjo cerca de Puerto Rico.

Los vídeos cedidos por Spirit of the Sea muestran al menos a un ejemplar albino aunque podrían ser dos porque hay una grabación en la que parece que el ejemplar sin pigmentación es más pequeño.

Los delfines moteados son nadadores rápidos y enérgicos a los que les gusta saltar con frecuencia. Se trata de animales muy curiosos que no dudan en acercarse a las embarcaciones.

La presencia de estos cetáceos junto a la ballena azul de Lanzarote (Balaenoptera musculus), el delfín listado (Stenella coeruleoalba) que fue liberado en el sureste de Gran Canaria por el área de Medio Ambiente del Cabildo de Gran Canaria o el calderón gris (Grampus griseus) que varó en Guguy demuestran la abundancia de fauna marina que hay en torno a las Islas Canarias.