Trasladado el laurel caído en Mesa y López

13/06/2018

El Ayuntamiento de Las Palmas de Gran Canaria ha puesto en marcha un dispositivo para trasladar con todas las garantías desde las ramblas de Mesa y López, un ejemplar de laurel de indias que había sufrido una inclinación anómala el pasado fin de semana.

El árbol ha sido trasplantado en una zona ajardinada del barrio de Jinámar en una operación llevada a cabo este mediodía y en la que han intervenido media docena de operarios.

El área de Parques y Jardines, que dirige la concejala Inmaculada Medina, tomó hoy mismo la decisión del traslado de este ejemplar tras considerar los técnicos que el apuntalamiento del árbol para devolverle la verticalidad, como se propuso en un principio, es incompatible con el buen desarrollo de las obras del tramo Mesa y López del sistema ‘bus rapid transit’ de la ciudad, o MetroGuagua.

A tal fin, Parques y Jardines requirió esta mañana a la empresa constructora que se encuentra ejecutando este tramo para que contratara a una firma especializada en el tratamiento de árboles y jardinería, y le encargara las tareas de trasplante. Finalmente la empresa Ayagaures ha sido la encargada de realizar estos trabajos bajo la supervisión de los técnicos municipales de Parques y Jardines.

Trasladado el laurel caído en Mesa y López

Esta empresa, tras levantar el árbol con un grúa de su ubicación original, y tratar las raíces con fungicidas e insecticidas, lo depositó en una plancha de gran tamaño que lo trasladó hasta una de las rotondas de acceso a las ramblas de Jinámar. Una vez allí, ha sido trasplantado y apuntalado hasta que las raíces aseguren su estabilidad y garantizar su conservación.

Por otra parte, operarios de Parques y Jardines han iniciado ya la búsqueda en diversos viveros de la isla de otro ejemplar de laurel de indias de gran porte, que será trasplantado en el hueco dejado en las ramblas de Mesa y López por este ejemplar, una vez acabada las obras que se desarrollan en la zona.

Además, Parques y Jardines ha requerido también a la empresa constructora de este tramo de la MetroGuagua para que aplique medidas preventivas con el resto de árboles incluidos en el ámbito de la obra. Para ello, la adjudicataria está tramitando ya la contratación de una empresa especializada que se encargue de entablillar a esos ejemplares de laurel de indias para resguardarlos de posibles golpes, y al mismo tiempo establecer un perímetro de seguridad en torno a los árboles para que la maquinaria que se está utilizando en la obra no afecte a las raíces.