Los vocales de los distritos cobrarán 100 euros por primera vez

28/06/2019

Los componentes de las juntas municipales percibirán una dieta por asistencia. Son 65 personas elegidas por los partidos políticos. El coste anual será de unos 45.500 euros.

El Ayuntamiento de Las Palmas de Gran Canaria pagará en este mandato, por vez primera en su historia, dietas por asistencia a las juntas municipales de distrito. Los vocales representantes de los vecinos, elegidos por los partidos políticos en función del número de votos obtenidos, percibirán cien euros por esta labor. Los concejales que asisten a las juntas -el presidente y vicepresidente del distrito- no tienen derecho a cobrar por estas funciones.

Hasta ahora, los junteros acudían de manera gratuita a las sesiones ordinarias que se celebran cada dos meses, así como a las extraordinarias. Lo normal es que en un año se debatan los asuntos de cada distrito en seis juntas, más otra, como mínimo, de carácter extraordinario para informar a los barrios del proyecto de presupuesto y aprobar las cuentas de cada distrito.

En total, hay 65 vocales en los cinco distritos en que se organiza la capital grancanaria. Este número se establece en función de la población de cada territorio. Por eso, los distritos de Vegueta-Cono Sur-Tafira, Isleta-Puerto-Guanarteme y Centro cuentan con trece vocales cada uno; el de Tamaraceite-San Lorenzo-Tenoya, con once; y el de Ciudad Alta, con quince.

En función de las dietas aprobadas por la propuesta del alcalde en el último pleno, y de acuerdo al régimen sesional habitual de las juntas de distrito, puede calcularse que el coste anual de la actividad de los 65 vocales será de 45.500 euros, menos que un concejal de la oposición con dedicación exclusiva (50.000 euros), e inferior también a uno del grupo de gobierno, que cobra entre 65.000 y 66.000 euros brutos anuales después de la última subida aprobada en pleno.

La dieta de los vocales es también la menor de todas las aprobadas ya que los concejales que no estén liberados percibirán 250 euros por asistencia a pleno; y 150 euros por asistencia a las comisiones y a las sesiones de los organismos autónomos (Instituto Municipal de Deportes, Instituto Municipal de Empleo y Formación y Agencia Local Gestora de la Energía), si bien no se ha aclarado todavía si en estos tres órganos se va a pagar la asistencia de representantes no municipales.

Más de un año de trabajo

La idea de que los vocales de las juntas de distrito cobraran una dieta responde a una propuesta de Unidos por Gran Canaria, presentada al pleno de noviembre de 2017, y aprobada por unanimidad con una enmienda hecha por el gobierno con la que se acordaba la creación de «una mesa de trabajo (...) para consensuar la posible percepción y cuantía de las dietas para los vocales de distrito».

Se barajó la cifra de cincuenta euros por asistencia pero finalmente se impuso la de cien euros para costear los traslados, las gestiones que realizan los representantes de los vecinos en sus respectivos distritos y el tiempo que dedican a esta labor.

Como comparación con otras ciudades españolas se cita el caso de Madrid, ciudad en la que hay 525 vocales vecino -como son conocidos allí- que cobran entre 550 euros y 900 euros, lo que representa un gasto anual de cuatro millones de euros para ese Consistorio.

  • 1

    ¿Le parece que el muelle de Sanapú, junto al acuario de Las Palmas de Gran Canaria, es el mejor sitio para instalar un astillero de yates de lujo?

    Sí.
    No.
    Ns / Nc.
    Votar Ver Resultados