El «beneficio económico» de la Policía montada de la Local

16/07/2017

Dicen de Itálico, Generoso, Tropical y Zafiro que son mansitos pero firmes. Que no se arredran con las multitudes y los ruidos, como quedó demostrado con la filmación de Los últimos de Filipinas. Los equinos escogidos para la Policía montada de la Local además resultan económicos, según un informe del jefe del Cuerpo.

Las Palmas de Gran Canaria

El proyecto de unidad caballar de la Policía Local se subirá a lomos de Itálico, Generoso, Tropical y Zafiro. Son equinos nobles españoles, nada que ver con el Platero literato, «que se diría todo de algodón». Y con una edad de entre nueve y doce años, están en la flor de la vida. Además, han demostrado que pueden enfrentarse a situaciones de afluencias masivas y ruidos porque, como obra en el expediente del Ayuntamiento, tienen experiencia en películas bélicas, como Los últimos de Filipinas, que se rodó en Santa Lucía el pasado verano.

Por si fuera poco, la utilización de estos animales representa un «beneficio económico que supone la reducción de efectivos sin menoscabar la seguridad», como explicó el comisario principal de la Policía Local, Carlos Saavedra, en un informe el pasado 10 de mayo.

Y ademas sus promotores indican que la policía montada da buena imagen al municipio, al turismo y a los actos protocolarios. Es más, serían una estampa adecuada para acompañar a las autoridades en sus ceremonias públicas.

Los caballos con los que se inaugurará el servicio equino de la Policía Local serán alquilados ya que tras realizarse un estudio económico, se comprobó que resultaba más barato optar por esta alternativa que montar una estructura de cuidado y mantenimiento de los animales. En su momento, la directora general de Seguridad del Ayuntamiento de Las Palmas de Gran Canaria, Eulalia Guerra de Paz explicó que «cada actividad, por caballo, costará unos 500 euros».

Sin embargo, otros cálculos estiman que cada caballo costará 35,66 euros a la hora, a lo que habrá que sumar los costes de equipamiento de los agentes. Hasta ahora, el Ayuntamiento ha invertido un total de 11.729,34 euros en la formación de los policías.

Hay que recordar que el proyecto de unidad caballar contempla la formación de cuatro agentes, si bien serán dos los que inicien la experiencia en eventos masivos como partidos de fútbol y llegada de cruceristas al muelle de Santa Catalina.

Los otros dos quedarán como refuerzos para cubrir bajas, permisos o las ausencias por vacaciones de los titulares.

Jinetes federados.

Los dos agentes que inaugurarán el servicio son funcionarios de la Policía Local que cuentan con ficha federativa de la Real Federación Hípica Española y que han participado en numerosas competiciones. «Han hecho pruebas específicas sobre la aptitud de los caballos para el fin propuesto antes de que se realice la contratación de este recurso», señala el comisario.

En el informe de necesidades del nuevo operativo, que en principio está previsto que empiece a funcionar en septiembre, se pide que haya otra unidad móvil camuflada que esté dotada de aperos y utensilios, tipo riendas, para suministrar a la unidad caballar en caso de que fuera necesario.

Además, se recuerda la necesidad de que se contrate a un veterinario y se destaca como necesaria la figura de un herrero.

Desde la jefatura de la Policía Local se considera que, en lo que a vigilancia se refiere, la unidad equina «es un recurso con una gran efectividad, superior a la del patrullaje a pie en determinados eventos en los que no se puede utilizar con seguridad los vehículos».