El Gobierno estudiará alternativas para abrir la vía GC-500 en Taurito

27/02/2020

El proyecto del túnel sigue adelante y el consejero de Obras Públicas se reunirá con el Cabildo para hacer un actuación provisional. Anunció que la obra de la variable del casco es prioritaria

ETIQUETAS:

El consejero de Obras Públicas, Transportes y Vivienda del Gobierno de Canarias, Sebastián Franquis, se comprometió ayer con el Ayuntamiento de Mogán a celebrar una reunión con las autoridades del Cabildo de Gran Canaria para buscar alternativas que faciliten a corto plazo la apertura de la carretera GC-500, en el tramo que une Taurito y Playa de Mogán, cerrado por un desprendimiento desde agosto de 2017, y que por ser una ruta turística y ciclista está ocasionando no solo problemas en las comunicaciones sino en las economías de los establecimientos situados en Playa de Mogán, que se han visto resentidos por la reducción de visitantes.

Con la participación de representantes de los afectados por el cierre de la GC-500 se ha puesto sobre la mesa la necesidad de explorar nuevas alternativas que permitan abrir la conexión entre estos dos puntos de forma provisional hasta que se ejecute el túnel, actuación que solventará de forma definitiva las dificultades de comunicación y movilidad actuales.

«Vamos a concretar una reunión con el Cabildo en los próximos días para, desde el punto de vista técnico, recuperar las obras para reabrir la carretera, obras que no se llevaron a cabo porque se apostó por el túnel, un proyecto, el del túnel, que va bien y que lo tendremos en unos dos meses aproximadamente, para que pueda empezar dentro de un año y medio», indicó el consejero regional.

Franquis, que se reunió con la alcaldesa Onalia Bueno y parte del grupo de gobierno municipal en la Alcaldía, estuvo acompañado durante su visita institucional por el viceconsejero de Obras Públicas, Gustavo Santana; el director general de Infraestructura Viaria, José Luis Delgado; la jefa de Carreteras, Gloria Macías, y la diputada del Parlamento canario, Pino González.

Casco.

Otro asunto abordado durante el encuentro fue la variable al casco histórico, proyecto que también respalda el alcalde de La Aldea, Tomás Pérez, según indicó la regidora de Mogán.

«El proyecto de la circunvalación va muy avanzado», afirmó Bueno, quien puntualizó que están trabajando en el desarrollo del planeamiento, informe de impacto ambiental y en todos los requisitos burocráticos que exige una obra este calibre. «Las obras se podrían iniciar antes de que finalice la actual legislatura», apuntó.

Bueno calificó de gran noticia que se pueda desbloquear la GC-200 a su paso por el pueblo de Mogán, «ya que esto está muerto y necesitamos darle vida».

Franquis subrayó que «esta es una obra prioritaria» para el Gobierno, porque el casco histórico «está siendo afectado por el tráfico pesado de La Aldea especialmente», aseguró.

Esta variante tiene una longitud de unos 2 kilómetros y su presupuesto de licitación estará en torno a los 7,2 millones de euros, no afectando su desarrollo suelos de valor arqueológico ni de explotaciones agrícolas.