Pájara retira la orden de precinto de los hoteles de la cadena SBH

03/09/2019

El nuevo ejecutivo local asegura que los establecimientos disponen de «autorización previa» y que el acuerdo se ha tomado en base «a la jurisprudencia del TSJC y a los correspondientes informes jurídicos»

La junta de gobierno del Ayuntamiento de Pájara ha retirado la orden de precinto que pesaba sobre los hoteles Nautilus, Costa Calma Palace y Costa Calma Beach, los tres de la cadena SBH, tras «acreditarse adecuadamente que disponen de autorización previa de turismo en los términos exigidos por la legislación vigente». El Consistorio, en base a «los correspondientes informes jurídicos y atendiendo a la reciente corriente jurisprudencial del TSJC», valora como «eficaz la exención de los mecanismos de intervención previa en materia de actividades clasificadas a los hoteles».

Según el alcalde de Pájara, Miguel Ángel Graffigna, se pone fin así «a la alarma causada en el sector turístico insular y a la angustia de las casi 1.000 familias cuyos empleos estaban en peligro si se procedía al cierre de los hoteles, así como a la inquietud de clientes y proveedores». Desde el Ayuntamiento se sostiene además que «este criterio» es de «carácter general» y que el mismo se aplicará «a todos los establecimientos alojativos del municipio, facilitando enormemente su regularización, siempre que justifiquen debidamente la citada documentación, según exige la normativa turística».

El acuerdo adoptado por la junta de gobierno local será comunicado a la Consejería de Turismo del Gobierno de Canarias y al Cabildo de Fuerteventura, puesto que «todos los establecimientos han de cumplir debidamente con los procedimientos de inspección, comprobación y sanción, ejerciendo el Ayuntamiento de Pájara los que le correspondan», señalan fuentes del grupo de gobierno del Consistorio Pájara, conformado tras las elecciones del pasado 26 de mayo por los partidos CC, AMF, PP y NC.

Hay que recordar que, entre los meses de julio y octubre de 2018, el grupo de gobierno que por entonces dirigía el Ayuntamiento de Pájara (PSOE y CC) anunció en sucesivas ocasiones el precinto de cuatro hoteles de la familia Pérez en Costa Calma, sobre los que pesaban «expedientes sancionadores por diversas y presuntas irregularidades». El alcalde de Pájara por esas fechas, Rafael Perdomo, señalaba entonces que, «si la familia propietaria no ha presentado la documentación requerida por este Consistorio, no queda otro remedio [precintar] porque no puede ser que nos esté llamando el juez por incumplir nuestros propios requerimientos». Los cuatro hoteles afectados suman unas 2.000 camas turísticas en el municipio de Pájara.