Blas Acosta sigue los pasos de los proyectos heredados de Morales

16/07/2019

La finalización de las obras del Hospital General y la creación de un geriátrico son dos de los objetivos compartidos por ambos mandatarios. El presidente convoca a los alcaldes para los comedores escolares

El presidente del Cabildo de Fuerteventura, Blas Acosta, mantuvo ayer su primera reunión con el expresidente Marcial Morales, con quien se ha comprometido a continuar algunos de los proyectos iniciados durante la anterior legislatura. En la agenda del nuevo primer mandatario destaca que mañana, jueves, va a convocar a los alcaldes para tratar la reapertura de los comedores escolares durante el verano, tal y como anunció ayer Acosta Cabrera en una entrevista.

Blas Acosta despachó con Marcial Morales a quien agradeció la gestión realizada durante sus cuatro años al frente del Cabildo de Fuerteventura. El nuevo presidente se comprometió a continuar con sus socios de gobierno (Nueva Canarias-Asambleas Municipales de Fuerteventura y Podemos) algunas de las iniciativas aprobadas durante el anterior mandato.

De esta manera, Acosta aseguró Morales que seguirá trabajando para que finalicen las obras del Hospital General de Fuerteventura, algo que ya anunció el lunes en su discurso de proclamación como presidente, «ya que somos la única isla del Archipiélago que no tiene un centro hospitalario en condiciones y finalizado» ; los proyectos para nuevas infraestructuras sociosanitarias como el centro de especialidades médicas del sur o el nuevo centro de salud de Corralejo así como iniciar las gestiones para la creación de un geriátrico, una iniciativa del médico Arístides Hernández Morán que cuenta con el apoyo de la sociedad majorera y para cuya ubicación se han barajado varias ubicaciones, como la inicial antigua Universidad Popular de Puerto del Rosario u otra cerca del Hospital General.

Además, el presidente aseguró que seguirá potenciando el sello Amiga de la Infancia otorgado a Fuerteventura por Unicef el pasado año 2018 en cuyo logró participó el exprimer mandatario Marcial Morales.

A pesar de que Blas Acosta es el primer presidente socialista de la historia democrática de la isla, de que accede al cargo tras las segunda moción de censura de la historia del Cabildo y de que rompe con la hegemonía de veinte años de égida de Coalición Canaria, el cambio al frente de la Casa Palacio Insular se está produciendo por ahora sin sobresaltos, quizás porque Acosta no es nuevo en la administración pública, quizás porque la moción fue una crónica política anunciada desde el primer momento.