Borrar
Julian Assange y Stella Moris. Reuters
Julian Assange se casará en prisión con su abogada Stella Moris este mes

Julian Assange se casará en prisión con su abogada Stella Moris este mes

A la boda solo acudirán sus hijos, Grabriel y Max, y dos guardias de seguridad según publica 'The Guardian'

Joaquina dueñas

Madrid

Martes, 15 de marzo 2022, 16:03

Necesitas ser registrado para acceder a esta funcionalidad.

Compartir

Julian Assange se acerca a la extradición a Estado Unidos donde se puede enfrentar a cargos de espionaje y conspiración y 175 años de prisión. Ante este panorama, está inmerso en sus planes de boda con su abogada y madre de sus dos hijos, Stella Moris, para el 23 de este mes en la cárcel de Belmarsh, donde lleva desde 2019. El periódico The Guardian explica que a la ceremonia solo acudirán cuatro invitados, dos guardias de seguridad y los dos hijos de la pareja, Gabriel, de 4 años, y Max, de 3, nacidos durante el encierro del fundador de Wikileaks en la embajada de Ecuador en Londres. La propia Moris ha confirmado la noticia: «Obviamente estamos muy emocionados, a pesar de que las circunstancias son muy restrictivas».

Y es que, según ha contado la novia, «sigue habiendo interferencias injustificadas en nuestros planes», ni siquiera les permiten tener un fotógrafo durante una hora para inmortalizar el momento. El Daily Mail ha dado más detalles sobre la ceremonia que será civil y después habrá un breve responso católico en la misma sala. La pareja vestirá de Vivienne Westwood que siempre ha sido un apoyo para Assange. Ella llevará un vestido clásico y él, un kilt tradicional en recuerdo a sus raíces escocesas.

Moris asegura que «Julian espera ansioso la boda porque finalmente va a llevarse a cabo, muchos meses después de que hiciéramos la petición». Un permiso que fue concedido en noviembre del año pasado. «Creo que pretenden que Julian desaparezca del ojo público», ha dicho la abogada. «Me parece que este es un intento de recordarle, en el día de su boda, que su vida está siendo interrumpida de forma innecesaria», ha señalado. Por eso, ha dicho que está «aliviada pero todavía enfadada de que hayan sido necesarias acciones legales para conseguir parar las interferencias ilegales en nuestro derecho básico a casarnos».

Reporta un error en esta noticia

* Campos obligatorios