Puchero con aguacates, y otros atentados culinarios

La criticada versión del puchero canario realizada por Ferrán Adriá, con ingredientes tan dispares como aguacates, pulpo, cherne o lapas, no ha sido el primer ‘atentado’ culinario contra platos tradicionales de cada región.

JOSÉ L. REINA

Llegó el célebre Ferrán Adriá a Tenerife, y ocasionó un acalorado debate sobre su versión del ‘Puchero Canario Movistar’. Lo que tenía que ser una instructiva clase de uno de los maestros de la cocina, reconocido en todo el mundo, se ha convertido en el tema de conversación en este Día de Canarias. El enfado inicial de muchos canarios que no entendían que el cocinero catalán fuera el encargado de realizar un plato profundamente arraigado a la islas, se convirtió en terremoto cuando se conoció el resultado final. El catalogado como puchero marino o de cuaresma, realizado con cherne, mero, lapas, pulpo o aguacates, es la versión ofrecida por el catalán, que llevaba siete años sin entrar en una cocina. El cocinero confía en que esta propuesta se mantenga en el tiempo, y se siga elaborando en casas o restaurantes.

Jamie Oliver y su paella con chorizo

Algo parecido sucedió cuando el cocinero estrella inglés, Jamie Oliver, reinventó algo tan sagrado para los españoles como la paella. En este caso, Oliver se convirtió en enemigo nacional al añadirle chorizo a la paella valenciana. El cocinero llegó a confesar que recibió amenazas de muerte por Twitter, aunque defendió hasta el final que con chorizo, la pella sabe mucho mejor.

El sandwich de paella de los supermercados ingleses

Los ingleses, otra vez, y su particular versión de la gastronomía española. En esta ocasión, un tuitero publicó una foto de un sandwich de paella a la venta en una conocida cadena de supermercados ingleses. Por algo más de dos euros, el ‘spanish paella’, hecho con arroz gambas, pollo y chorizo en pan de tomate, contenta a los paladares menos exigentes.

El gazpacho con albahaca, obra de Ramsey

Otro de los cocineros más televisivos, Gordon Ramsey, quiso entrar en la célebre lista de versionar platos clásicos. El ‘typical spanish’ una vez más como justificación para poner de los nervios a los más puristas. Ramsey, ante una millonaria audiencia británica, dio una lección de cómo hacer el gazpacho ideal. Aunque empezó bien, siguiendo las normas tradicionales, a última hora se creció, y decidió añadir casi medio kilo de albahaca. ¡Olé!