Paulino Rivero aboga por «huir del paternalismo»

El expresidente alerta de la situación del mercado laboral

CANARIAS7

En su habitual artículo dominical en las páginas de CANARIAS7, el expresidente de Canarias Paulino Rivero se centra esta semana en la situación del mercado laboral.

Rivero aboga abiertamente por « huir del paternalismo« y alerta sobre la contradicción que supone mantener una elevada tasa de paro y que haya puestos de trabajo que no se cubran por falta de personal.

El artículo concluye con estos pasajes:

«El incremento de los tipos de interés, el precio de la energía y de los combustibles, la inflación, el precio de la cesta de la compra y, en general, el comportamiento de la economía y el empleo, confirman los peores pronósticos avanzados por los especialistas en la materia.

Con ese escenario de fondo, lo que se oye en bares, restaurantes, comercios, talleres o farmacias es que no se consigue gente de la tierra que quiera trabajar. La cuenta que se hace la mayoría es que, con el paro o con la ayuda que le corresponda, no les merece la pena trabajar.

Antes se decía que no encontrábamos gente de la tierra para trabajar debido a la falta de cualificación; este argumento puede seguir estando vigente para determinados y muy específicos puestos de trabajo, pero no para la inmensa mayoría. Faltan peones, albañiles, pintores, ayudantes de cocina, pinches, trabajadores para el campo, camareros o conductores. Algo está pasando en la sociedad canaria para que con los altos índices de paro que tenemos no se encuentre gente que quiera trabajar.

Este asunto requiere atención por parte de las Administraciones y de empresarios y sindicatos; más allá de la anécdota, hay un hecho real que tiene que ver con el modelo de sociedad que estamos consolidando.

Hay que aplaudir las medidas que en la España democrática se han venido impulsando para garantizar la cohesión social. Fortalecer las medidas que eviten la exclusión social es un deber político, social, moral y ético. Ahora bien, debemos de huir del paternalismo orientado a la creación de una sociedad subvencionada, pasiva y sin retos. Quizá ha llegado el momento de volcar las medidas para conseguir una sociedad con retos de futuro, ilusionada, más motivada en trabajar y menos en vivir sólo de la ayuda pública«.