La directora general de la Guardia Civil, María Gámez. / Efe

«Como mínimo, faltan 600 agentes para cubrir las necesidades en toda la comunidad autónoma»

La Agrupación Unificada de Guardias Civiles denuncia la «mala gestión» de la directora general de la Guardia Civil, María Gámez

B. Hernández
B. HERNÁNDEZ LAS PALMAS DE GRAN CANARIA.

Para la Agrupación Unificada de Guardias Civiles (AUGC), la situación que se ha generado en el cuerpo en la comunidad canaria por falta de agentes tiene su origen en la «mala gestión» de la directora general de la Guardia Civil, María Gámez. Para esta organización, «es impresentable» que haya que cerrar cuarteles en la provincia de Las Palmas o queden apenas dos o tres patrullas en Gran Canaria, lo que genera una situación de riesgo para los agentes, pero también un problema de seguridad ciudadana.

Al respecto, señalan desde esta organización que cuando el Ministerio de Interior anuncia el incremento de plantilla que se ha registrado, da a entender que no existen vacantes. Sin embargo, esto no es así. Lo cierto, explican, es que la Guardia Civil no tiene relación de puestos de trabajo (RPT), por lo que «nunca podremos saber a ciencia cuantas vacantes hay en la plantilla».

Aún así, los cálculos de AUGC consideran que la plantilla de la Guardia Civil debería aumentar en la comunidad autónoma «como mínimo» en 600 agentes. De ellos, 350 plazas deberían estar ubicadas en la provincia de Las Palmas, «que tiene más necesidades que Santa Cruz de Tenerife».

Esta misma semana se ha publicado la convocatoria para cubrir vacantes en Canarias «con algunas incongruencias» según la AUGC puesto que el Boletín Oficial de la Guardia Civil da cuenta de la publicación, por ejemplo, de 18 plazas en el aeropuerto de Gando y 38 en el de La Palma. En el resto «seguimos con las mismas dificultades» de personal.

El déficit de plantilla no solo incrementa la carga de trabajo de lo agentes de la Guardia Civil, sino que repercute en la actividad de las policías locales, puesto que mucho trabajo es derivado a los cuerpos municipales.