Debate en el Congreso

CC y NC dan voz a Canarias en una rebajada comisión territorial

16/11/2017

CC y NC discrepan sobre la utilidad de la comisión del modelo territorial creada ayer en el Congreso con notables ausencias, pero creen que es «una oportunidad» de avanzar hacia un nuevo encaje de Canarias en el Estado. El PP ya ha dicho que no se plantea cambiar la Constitución.

Coalición Canaria (CC) y Nueva Canarias (NC) son las únicas formaciones de perfil nacionalista con presencia en la comisión para el estudio del modelo territorial constituida ayer, junto a PP, PSOE, Ciudadanos, UPN y Compromís. El resto de los partidos con representación en el Congreso -Podemos, PNV, ERC, PDeCat y Bildu-, han optado por no participar, al menos hasta que se normalice la situación en Cataluña.

A pesar de las elevadas expectativas alimentadas por el PSOE -que arrancó a Rajoy el compromiso de revisar el modelo de Estado a cambio de apoyar la aplicación del 155-, el PP bajó considerablemente el listón ayer al aclarar que no llega a la comisión territorial con la idea de reformar la Constitución. También Ciudadanos expresó su «escepticismo» sobre los posibles resultados, dada la complejidad del momento político.

CC y NC, por su parte, discrepan entre sí sobre la efectividad de la comisión para el estudio territorial, aunque ambas fuerzas políticas creen que el debate abierto puede y debe servir para volver a poner sobre la mesa la histórica aspiración de Canarias de lograr un nuevo encaje en el Estado.

«Yo sí creo que esta comisión será útil», asegura la diputada de CC, Ana Oramas, «porque estoy plenamente convencida de que los partidos que ahora no están se sumarán en enero tras las elecciones catalanas y participarán en el diseño del nuevo modelo territorial».

En cuanto a las demandas autonómicas, entiende que «para Canarias esta es una gran oportunidad que no podemos desperdiciar», aunque considera que se debe llegar a las conclusiones de la comisión con el Estatuto de Autonomía de segunda generación ya aprobado, para que las Islas puedan estar «en primera fila» cuando se diseñe el nuevo modelo de Estado. Defiende además la necesidad de que si se reforma la Constitución se recoja la ultraperificidad de Canarias y el anclaje del REF.

En todo caso, Oramas destaca que tan importante como que se escuche la voz de las formaciones nacionalistas es que los dos principales partidos de ámbito estatal «hayan sido capaces de sentarse después de ocho años para hablar de la reforma constitucional y el modelo de Estado, eso me parece muy importante», señala.

El diputado de NC, Pedro Quevedo, es bastante menos optimista, por entender que el objetivo con el que el PSOE la impulsó la comisión no responde a la voluntad general de la Cámara. «Sinceramente, no creo que de aquí se vaya a derivar una reforma de la Constitución», señala, «pero es una oportunidad para continuar defendiendo el papel que debe jugar Canarias en la organización territorial del Estado, con mayor nivel de autogobierno y con el reconocimiento expreso de sus singularidades», añade.

Quevedo considera que el conflicto entre Cataluña y el Estado ha dado lugar a una polarización de posturas, «una de ellas más centralista, que es la mayoritariamente representada en la comisión», expone, «por eso creo que las expectativas son menores en un momento como este», concluye.