Imagen de inmigrantes en el campamento de Arguineguín. / Cober

Tribunales

La Fiscalía pide datos sobre Arguineguín a la policía mientras espera que resuelvan su recurso

Inicia el trámite de un expediente gubernativo en el que solicita a la Policía Nacional información sobre la situación en la que se encontraban los inmigrantes alojados en el muelle de Arguineguín

FRANCISCO JOSÉ FAJARDO Las Palmas de Gran Canaria.

La Fiscalía Provincial de Las Palmas ha iniciado el trámite de un expediente gubernativo en el que solicita a la Policía Nacional información sobre la situación en la que se encontraban los inmigrantes alojados en el muelle de Arguineguín, mientras sigue a la espera de que la Audiencia Provincial resuelva el recurso presentado sobre el auto de archivo dictado en el procedimiento abierto tras la denuncia formulada por la alcaldesa de Mogán, Onalia Bueno.

El Ministerio Público solicitó en el trámite del expediente gubernativo lo mismo que en su momento interesó en el procedimiento que fue archivado tras la denuncia presentada por Onalia Bueno, es decir, un informe al jefe superior de Policía para que detalle la situación de los inmigrantes que allí estuvieron concentrados y la justificación, en su caso, de la posible retención o custodia de los mismos.

Sobre este campamento, hay que destacar que el Ministerio Fiscal ya emitió un informe el pasado 2 de octubre enviado al fiscal de sala de Extranjería y al Delegado del Gobierno en Canarias. En el mismo, destacaba que el campamento no era una instalación sino un lugar de atraque de barcos que no reunía las condiciones idóneas para que una persona pasara allí mucho tiempo. También que la Cruz Roja fue la encargada de realizar este campamento en precario para una primera acogida, pero era el Estado el que debía garantizar la mínima acogida a estos seres humanos. Al ser un campamento provisional, difícilmente podía contar con buenas instalaciones sin que fuese suficiente la buena predisposición y voluntad de los trabajadores de la Cruz Roja y los miembros del Cuerpo Nacional de Policía que allí trabajaban.

El Ministerio Fiscal tiene previsto realizar próximamente inspecciones en los centros a los que han sido derivados los inmigrantes desalojados de Arguineguín.

En lo que respecta al recurso presentado sobre el auto de archivo dictado por el Juzgado de Instrucción número 2 de San Bartolomé, este órgano judicial no ha elevado aún el expediente a la Audiencia Provincial para que decida si interesa o no la continuación del procedimiento.

Esta denuncia la formuló el 28 de octubre Onalia Bueno, que pidió como medida cautelar el desalojo del muelle, que fue denegado por la autoridad judicial al día siguiente. El 13 se acordó una inspección ocular que se llevó a cabo el día 20 pese al carácter urgente de la misma advertido por el fiscal. En la visita a Arguineguín, esta parte solicitó la práctica de diligencias de investigación que rechazó la jueza el 23 de la misma forma que archivó la causa determinando que no quedó probado que los inmigrantes estuviesen en el campamento en contra de su voluntad.

El Ministerio Público recurrió esta decisión interesando la continuación de la investigación por posibles delitos contra la integridad moral y detención ilegal, solicitando a la Audiencia la visualización del vídeo de la inspección ocular. De forma paralela, el Defensor del Pueblo requirió el cierre del campamento al considerar que los inmigrantes estaban privados de libertad más de las 72 horas que establece la ley.