Dos errores

La falta de modestia de Sánchez es inexcusable

Francisco Suárez Álamo
FRANCISCO SUÁREZ ÁLAMO Las Palmas de Gran Canaria

Hay gestos y frases que delatan a los personajes. A veces se trata de episodios en los que no hay mala intención, es decir, simples meteduras de pata que, sin embargo, se convierten en munición para los enemigos de quienes las cometen. En ese sentido, Pedro Sánchez es muy generoso con sus detractores: les regala los misiles con los que atacarlo.

logo-correo-on2.svg
Este contenido es exclusivo para registrados

Regístrate de forma GRATUITA para poder ver todo el contenido de la web