Tabúes caducos

El antídoto demócrata a Trump

10/02/2019

Descartada la opción permeable pero algo caduca de Joe Biden -los 76 años del exvicepresidente de Obama ya son un importante lastre-, el partido demócrata canaliza ahora todos sus esfuerzos en romper tabúes electorales con una candidata que supone toda una némesis para el anacoreta de los muros, Donald Trump. La senadora por California Kamala Harris representa todo un órdago a los valores -si es que los tiene- del actual presidente norteamericano: mujer de 56 años, abogada, de madre hindú tamil y padre jamaicano. De hecho, su progenitora, Shyamala Gopalan Harris, fue una científica especializada en el cáncer de mama que emigró a los Estados Unidos desde Madras (ahora Chennai) en 1960. Su padre, Donald Harris, no se queda corto en cuanto a currículum: profesor de Economía de la Universidad de Stanford que emigró de tierras caribeñas en 1961 para cursar estudios de posgrado en Berkeley. En resumen, orígenes foráneos más que modélicos. Socialdemócrata, apegada a las tesis de Bernie Sanders y defensora de la sanidad universal. Esta es, en síntesis, la ecuación que postula Harris.

«Abogada, de madre hindú y padre jamaicano. Kamala Harris es la némesis de Donald»

Sin duda, es todo un reto para el partido del asno, ya que ante sí ha contemplado también como candidatables a otras mujeres como Elizabeth Warren, Kirsten Gillibrand y Tulsi Gabbard, mientras mantiene en barbecho otras opciones de futuro como Alexandria Ocasio-Cortez, de 29 años y origen puertorriqueño.

El solitario inquilino de la Casa Blanca se ve acosado por todos los flancos, aunque el populismo trasnochado del Medio Oeste continúa siendo su principal bálsamo. Y es que, ante en el siempre camaleónico American Pie, la elección de una mujer como presidenta sigue siendo, incomprensiblemente, un muro por derribar aún. Pero Kamala tiene la oportunidad de derribar varios de golpe.