El secretario general del PSOE de Castilla y León Luis Tudanca / EP

El PSOE acerca posturas con la España Vaciada tras el batacazo en las encuestas

El candidato socialista en la región, Luis Tudanca, asegura que pueden ser «aliados»

Javier Arias Lomo
JAVIER ARIAS LOMO

La estrategia del PSOE para las elecciones en Castilla y León parece encaminada a tender puentes con la España Vaciada y aislar tanto a Vox como PP, favorito en las encuestas para hacerse con el ejecutivo autonómico. El candidato socialista en la región, Luis Tudanca, ha aseverado hoy que pueden ser «aliados» de estas plataformas, aunque ha precisado que son «muy heterogéneos» ya que en algunas ciudades están conformadas por exmiembros de Ciudadanos.

«El movimiento ha sido útil y ha hecho visible una reivindicación (la despoblación). Por tanto, lo entiendo y lo comprendo, especialmente en mi comunidad, donde sufrimos despoblación», ha explicado Tudanca este miércoles en un desayuno de 'Forum Europa'.

El candidato socialista ha intentado de esta manera acercar posturas con la España Vaciada -que ha presentado su candidatura en Burgos, Palencia, Salamanca, Valladolid y Soria-, asegurando que son «bienvenidos» si apuestan por «cambiar las cosas en la región». Los sondeos, por el momento, pronostican una mayoría segura de PP y Vox. Los socialistas, que ganaron las elecciones en 2019 con 35 escaños, se quedarían con 27-28.

«A mí no me va a asustar ni preocupar que haya más participación. Así que bienvenidas son. Me parece que pueden ser un aliado si apuestan por cambiar las cosas en CyL», ha recalcado Tudanca sobre las asociaciones que seguirán la estela de Teruel Existe en las anteriores generales.

Por otra parte, la hoja de ruta del PP respecto a la España Vaciada, por el contrario, dista bastante de la socialista. Los de Fernández-Mañueco, principales candidatos a ganar los comicios, han denominado en alguna ocasión a estas asociaciones como «marca blanca del PSOE». De hecho, a nivel nacional, existe el temor de que estas plataformas obtengan una representación lo suficientemente holgada para frustar un Gobierno con Pablo Casado al frente tras las elecciones generales.

Temas

España