La mayoría de los rescates en el mar se debe a imprudencias de los usuarios

ATLAS ESPAÑA

Gracias a un dron nos convertimos en espectadores privilegiados de un angustioso rescate. Un hombre que navegaba en una embarcación ha caído al mar, la primera ayuda llega desde el aire porque el dron lanza el salvavidas. El dispositivo está en el lugar en menos de un minuto. La víctima se queja de un fuerte dolor en la espalda y hay que inmobilizarla para llevarla a tierra y valorar las posibles lesiones. Este verano solo en la playa de Mijas llevan ya medio centenar de actuaciones. La mayoría se debe a imprudencias de los bañistas que hacen caso omiso de las banderas y se meten al agua cuando sopla el viento con fuerza.