39 aniversario de la Carta Magna

Canarias busca un nuevo encaje constitucional

06/12/2017

Los aires de reforma que rodean a la Constitución en su 39 aniversario han reabierto el debate sobre el nuevo encaje que debe tener Canarias si se llega a un acuerdo para actualizar la Carta Magna. Las fuerzas políticas coinciden en un doble objetivo: reconocimiento a la ultraperificidad y anclaje del REF.

ETIQUETAS:

Cada aniversario rebrotan puntualmente las voces que reclaman la reforma de una Constitución que tras casi cuatro décadas de vigencia requiere, según el criterio mayoritario, una puesta al día que no acaba de llegar. Este 6 de diciembre, cuando se cumplen 39 años de su entrada en vigor, la conveniencia de actualizar la máxima norma española gana fuerza tras el desafío soberanista de Cataluña, como vía para forjar un nuevo modelo territorial en que todas las identidades puedan sentirse cómodas.

La puerta abierta a la posible reforma, vista desde la perspectiva de Canarias, aparece en el horizonte como una oportunidad valiosa para materializar una aspiración que viene de lejos, la de lograr un nuevo encaje dentro del Estado con pleno reconocimiento de su singularidad.

Los diputados canarios seguirán los avances en la comisión que trabaja en el Congreso

Dos son las prioridades que -con algunos matices- concitan consenso político en el Archipiélago: la necesidad de que si finalmente se llega a un acuerdo para «abrir el melón» constitucional el nuevo texto de la Carta Magna establezca la ultraperificidad de las Islas, en consonancia con el Tratado de la Unión Europea que en su artículo 349 ya reconoce a Canarias como región ultraperiférica (RUP), y el anclaje del REF en tanto que fuero propio.

En la actualidad, la referencia al Régimen Económico y Fiscal canario recogida en la disposición adicional tercera de la Constitución supone únicamente una garantía procedimental que no asegura su cumplimiento. El objetivo compartido es ahora incorporar al texto de la eventual reforma la garantía clara de que los recursos derivados del REF no contabilicen en el reparto de la financiación autonómica, de modo que el compromiso asumido por el Gobierno de Rajoy no quede al albur de futuros avatares políticos.

Respecto al nuevo modelo territorial hay más disparidad de criterios. CC y NC apuestan por que el nuevo encaje constitucional de Canarias se traduzca en un aumento del autogobierno, acompasado con un Estatuto de Autonomía de segunda generación que ya se tramita en las Cortes, mientras que Ciudadanos defiende que la reforma debe reconocer las singularidades sin crear diferencias entre «españoles de primera y de segunda».