María Gómez acosada ante la cámara

    Cargando reproductor ...
01/07/2018

«Moscú. Hoy mismo (...)». Así comienza el tuit publicado por la periodista de Mediaset María Gómez en la que muestra a través de un vídeo el acoso que sufrió cuando grababa unas imágenes en la previa del partido que España jugará hoy ante Rusia en el Mundial 2018.

ETIQUETAS:

La periodista del grupo Mediaset 5 María Gómez, que se encuentra en Rusia para la programación especial de Tele 5, Cuatro y Be Mad con motivo del Mundial de Fútbol, ha denunciado un nuevo caso de acoso a mujeres del que ha sido víctima ella misma mientras elaboraba frente a la cámara desde una calle de Moscú una previa del partido de octavos de final entre Rusia y España.

Se trata de al menos del cuarto caso de acoso de aficionados a periodistas que están cubriendo el Mundial mientras realizan una conexión en directo. El pasado martes era la periodista de Globo Esporte, Julia Guimarães, la que denunciaba la misma situación que la vivida este sábado por la reportera española.

En el vídeo puede verse al agresor, fácilmente identificable, así como a otro aficionado que graba la escena y sonríe mientras la periodista se vuelve para mostrar su rechazo e indignación. Lejos de sentirse intimidada, se enfrentaba a su acosador: «No hagas eso. No vuelvas a hacer eso nunca más, ¿ok?», le espetó. Él se disculpaba, ya de lejos, pero ella continuaba con su reprimenda: «No te he dado permiso para hacer eso. Nunca más, ¿ok? No es educado y no está bien. No vuelvas a hacer eso con una mujer. Respeta».

María Gómez había hablado esta misma semana en un vídeo para el canal Be Mad sobre el acoso que varias periodistas están sufriendo mientras realizan conexiones en directo o graban en las calles. «Me parece surrealista que lo tengamos que pedir. No sé si hace falta aclararlo, pero basta ya de este tipo de actitudes, basta ya de este tipo de hombres. Somos trabajadoras, no somos floreros, no estamos esperando besos que no pedimos... No somos muñequitas que estamos en la calle. Somos profesionales y pedimos, simplemente, respeto», dijo.