https://static.canarias7.es/www/menu/img/motor-desktop.png

Mercedes-Benz espera vender más de 40.000 coches este año en España

Schell asegura que tienen vendido en este momento el 50% de la producción asignada a España para este año

M.T.R. Madrid

Mercedes-Benz España confía en crecer un 10% en las ventas en relación al año pasado y superar en 2022 las 40.000 matriculaciones, según anunció Roland Schell, presidente de la compañía alemana en la península Ibérica, durante el encuentro anual con los medios de comunicación. Schell destacó que el año pasado lo habían vendido «todo, dejamos los concesionarios vacíos».

Incidiendo en esta idea de la fuerte demanda que tienen los Mercedes-Benz, Schell asegura que en estos momentos tienen prácticamente vendidos el 50% del total de los vehículos que la marca alemana ha asignado a España para este 2022.

Asegura que podrían haber vendido mucho más en 2021 de no haber sufrido de forma especial la crisis de los chips, que les llevó a tener grandes en las entregas de vehículos vendidos. «Al problema con los semiconductores hay que añadirle los efectos de la pandemia, que hace que tengamos muchas bajas por el Covid en las fábricas alemanas», explica Schell.

Mercedes-Benz España cerró 2021 con 36.107coches vendidos y fue la tercera marca Premium en el ránking español. Schell destaca que de los vehículos matriculados, casi 7.000 (6.967) son modelos electrificados y de estos 871 son eléctricos puros. El acabado AMG, el más emblemático de la marca de la estrella por su alto nivel tecnológico y deportivo, acumuló 830 ventas en 2021.

A nivel mundial, Mercedes-Benz colocó el año pasado en el mercado 2,4 millones de unidades (incluidos vehículos industriales), de los 2,1 millones son coches. Schell destaca que de esos coches 227.458 han sido modelos electrificados, lo que incide en la estrategia de la empresa, que quiere que todos los modelos que salgan de sus fábricas a partir de 2030 sean completamente eléctricos.

Schell lamenta que «hay poca transparencia en cuanto a la capacidad de producción que podemos afrontar porque no sabemos la cantidad de semiconductores de la que vamos a disponer». Confía en que a partir del verano la fabricación aumente de forma progresiva, «pero la normalidad no regresará hasta finales del segundo semestre».

La crisis de los semiconductores reconoce que ha afectado más a Mercedes-Benz que a otros fabricantes, lo que se traduce en unas demoras muy llamativas en las entregas de los vehículos vendidos. Una demora que asegura que no les ha castigado con la fuga de compradores hacia otras marcas, «porque nuestros compradores son muy fieles». Para compensar los retrasos, «desde Mercedes-Benz se ha habilitado soluciones de movilidad de forma particular a los clientes de cara a dar respuesta a sus necesidades», explica Schell.

Comenta también el presidente de la marca alemana que en estos momentos se están priorizando en las fábricas la producción de los vehículos de más alta gama. Esto se traduce en que el que es el modelo más demandado de Mercedes-Benz en España, el GLA, tiene hasta diez meses de demora en la entrega.

De cara a este año, la marca teutona tiene preparada una ofensiva de modelos muy amplia, que empezará a final de este mes con la presentación del EQB. Posteriormente, durante la primavera, se presentarán el S, el EQE y el EQS. En verano lanzarán el nuevo GLC . Para el otoño llegarán las versiones AMG del EQE y el EQS, al que le seguirá el EQS SUV, el EQE SUV y el lavado de cara de los Clase A y Clase B.