https://static.canarias7.es/www/menu/img/motor-desktop.png

Almussafes: la historia de una fábrica que ha impulsado la economía de valencia

PATXI FERNÁNDEZ Madrid

La historia de Ford en Almussafes se inicia cuando el Ministro de Industria, López de Letona, declaraba que la automovilística iba a instalar una factoría en las cercanías de Valencia, aunque en ese primer anuncio no se desveló la ubicación definitiva. Ahora, con la consecución de los nuevos modelos eléctricos, como el Focus de próxima generación que llegará en 2025, las instalacio0nes de la multinacional en España abren un nuevo capítulo de su historia.

Es el vicepresidente de la división europea de Ford, Robert S. Holmes, quien en el mes de junio de 1973 comunica oficialmente que la fábrica se instalará en Almusafes. El Gobierno autorizó a continuación la constitución de la sociedad Ford España, S.A., con un capital social de 14.000 millones de pesetas, todo extranjero.

Hay que esperar hasta octubre para el nacimiento oficial de Ford España, con un capital inicial de 120 millones de pesetas. El acto se celebra ante el notario de Sueca y el domicilio de la entidad es el número 23 de la calle Castillo, de Almusafes.

Esta planta industrial supuso la creación de 8.000 puestos de trabajo directos y alrededor de 14.000 indirectos, en la primera fase. La inversión es de 350 millones de dólares, 20.000 millones de pesetas, y se prevé una facturación anual de 50.000 millones de pesetas.

Henry Ford II, el hijo mayor de Edsel Ford, puso la primera piedra de la factoría el 26 de marzo de 1974, aunque la marca ya había contado con factorías en Cádiz y Barcelona en los años 30. En la fábrica de Barcelona se montaron primero el Model A y, más tarde, el Model Y o 8HP. Henry Ford II conocía España por Hemingway e incluso llegó a aprticipar en una capea.

Pero la historia de Ford en España da uno de sus pasos más importantes un 18 de octubre de 1976, cuando salió de la línea de montaje el primer Ford Fiesta de la factoría española.

Ford asumía en su planta de Valencia la fabricación de uno de sus modelos icónicos: el Fiesta. Un símbolo de modernidad y prosperidad para la localidad de Almussafes que se extendía al resto de España con la puesta en el mercado de uno de los vehículos más populares. «Nacido fuerte por tradición familiar» fue el eslogan con el que se empezó a comercializar. Su éxito y el de la planta estuvieron ligados en el tiempo.

El evocador nombre estaba en consonancia con el tipo de público al que estaba dirigido: joven y con ganas de vivir. Por eso no fueron pocos los veinteañeros y treintañeros que lo eligieron por su aire moderno, algo deportivo y su precio nada desmesurado en comparación con otros modelos. el Fiesta se mantuvo en producción en esta planta española hasta el año 2012.

Desde 1995 la factoría de Almusafes cuenta con instalaciones en un polígono adyacente a la fábrica inicial, en el Parque Industrial Juan Carlos I, donde se encuentran alrededor de 70 proveedores que suministran sus componentes a Ford.

El siguiente modelo de éxito saldría de esta factoría en la década de los 80 y hasta el año 1998. se trata del Ford Escort, y su variante de cuatro puertas, el Orion. A ellos le seguirían el urbano Ford Ka de 1992 a 2008, el sustituto del Escort, el Ford Focus, de 1998 a 2011, el comercial Ford Transit Connect de primera generación en 2002, y los populares Ford Kuga, desde 2008, y Ford C Max, desde 2010 hasta nuestros días, y Ford Mondeo.

Los mejores años de Ford Almussafes pòr niveles de producción han sido 2006 y 2007, con una más 400.000 vehículos. Actualmente, la factoría valenciana tiene dos líneas de producción: el Sistema A -para el Mondeo, Galaxy y S-Max- y el Sistema B -Kuga.

Ford emplea en la actualidad a 9.000 personas, pero su impacto va más allá. Un estudio elaborado por la Universidad Europea de Valencia eleva a 125.000 los puestos de trabajo, entre directos, indirectos y inducidos, que genera la actividad industrial de Ford en España.

En Almussafes (Valencia), ubicación de la fábrica de Ford, tres de cada cinco vecinos conducen uno. La influencia de la planta es la responsable de que en la provincia de Valencia, el tercer mayor parque móvil de España, sus modelos sean los más frecuentes entre sus residentes. Además de Valencia capital, los Ford son mayoría también en las ciudades de Cádiz y Cuenca, entre otras.

Temas

Motor, C-Motor,