https://static.canarias7.es/www/menu/img/motor-desktop.png

Cupra e-Racer en pista / P. F.

El primer turismo eléctrico campeón del mundo es de marca española

A. NOGUEROL

El CUPRA e-Racer se ha convertido, por segundo año consecutivo, en el mejor turismo eléctrico de competición del mundo. Tras vencer en el PURE ETCR Championship en 2021, el modelo de la marca española ha hecho historia este año al ser el primer turismo eléctrico que conquista un campeonato del mundo, el FIA ETCR.

El e-Racer es uno de los proyectos más ambiciosos de la historia de CUPRA y una piedra angular en la estrategia de electrificación de su gama de vehículos de calle. Hace ya un lustro, la marca decidió dar un paso adelante y crear su propio laboratorio de coches eléctricos en los circuitos de competición, poniendo en marcha el diseño y desarrollo del primer turismo de carreras eléctrico del mundo.

Los ingenieros de CUPRA trabajaron sin referencias, más allá que su propia experiencia con automóviles de competición como el CUPRA TCR, que sentó las bases del reglamento TCR que ahora impera en todo el mundo.

En cuanto a la electrificación, fue como trabajar sobre un folio en blanco, teniendo que seleccionar la tecnología que iba a equipar el modelo, sus baterías, el reparto de pesos… siempre sin comprometer prestaciones, peso o fiabilidad, en una fase primitiva para esta tecnología.

Ya en su primera versión, que ha ido evolucionando para adaptarse a la tecnología oficial marcada por el campeonato FIA ETCR, CUPRA demostró que se podía crear un turismo de competición rápido, fiable y altamente eficiente. Una batería de alto voltaje, formada por 23 paneles de 264 unidades y que se podía recargar en solo 40 minutos, constituía la fuente de energía del vehículo y también uno de sus principales retos técnicos, por sus 450 kilogramos de peso. Con cuatro potentes motores eléctricos, esta primera versión del e-Racer alcanzaba los 270 km/h de velocidad máxima.

Cupra e-Racer / P. F.

Ficha técnica

Transmisión: Tracción trasera. Potencia máxima: 680 CV / 500 kW. Par máximo: 960 Nm. Batería: de iones de litio y 65,6 kWh. Suspensión delantera: McPherson / amortiguador de 2 vías / muelle helicoidal / ARB. Suspensión trasera: de doble horquilla / amortiguador de 2 vías / muelle helicoidal / ARB. Dirección: asistida eléctrica estándar. Frenos delanteros: de disco ventilados de 378 x 34 mm. Frenos traseros: de disco ventilados de 355 x 36,8mm. Velocidad máxima: 272 km/h. Aceleración: 0-100 km/h: 3,2s.

A mediados de 2018, el CUPRA e-Racer realizó su primer test en circuito, una prueba de fuego que confirmó la óptima integración de las baterías con el resto de elementos del vehículo. Después de esta prueba, el e-Racer continuó rodando en distintos trazados del mundo para acumular kilómetros de experiencia que permitieron a los ingenieros de CUPRA continuar mejorando y optimizando el turismo eléctrico. Desde este primer test, la marca ya se fijaba un objetivo claro: ser los más rápidos para llegar a meta los primeros.

La nueva tecnología puesta a prueba por CUPRA para crear el primer turismo eléctrico del mundo fue clave para el nacimiento del primer campeonato eléctrico de turismos, el PURE ETCR que comenzó su andadura en 2021. A partir del concepto del e-Racer, se diseñó un reglamento y también un kit eléctrico idéntico para garantizar la igualdad entre los distintos fabricantes inscritos.

El resultado, una vez integrada la batería de 65'6 kW y el resto de elementos comunes (motor, inversor y caja de cambios), fue un turismo de tracción trasera de 500 kW (680 CV) de potencia máxima y 960 Nm de par motor, capaz de acelerar de 0 a 100 km/h en solo 3,2 segundos. El CUPRA e-Racer recarga en solo 50 minutos al 90%, con un cargador de 100 kWh, la energía necesaria para disputar una carrera.