Los Duques de Cambridge brillan en el estreno en Londres de la secuela de Top Gun