Nuevo submarino coreano clase KS-III. / DSME

Indra arma con la última tecnología al nuevo submarino de Corea del Sur

Dotará al sumergible KS-III con el sistema Pegaso de guerra eléctrónica

EUROPA PRESS Madrid

La multinacional española Indra ha cerrado un contrato para dotar el primer submarino KSS III del Lote II que se entregará a la Armada de Corea con su sistema de defensa electrónica Pegaso, que ofrece una alta capacidad de interceptación de señales del adversario.

La compañía explica que el sistema que llevará el nuevo submarino coreano monitoriza las señales electromagnéticas emitidas en su entorno para recoger inteligencia (SIGINT), combinando las funciones del sistema de soporte de medidas de señales radar y comunicaciones (RESM/CESM). La solución integra ambos sensores en una única antena para elevar su eficacia, ahorrar espacio y reducir la sección radar del propio submarino, dificultando su detección por el enemigo.

Incorpora además una recepción digital de banda ancha real, o 'True Wideband Digital Reception', que cubre instantáneamente un amplio espectro de la banda radar y de comunicaciones hasta elevar la probabilidad de interceptación de cualquier buque o aeronave que se encuentre en el entorno del submarino hasta prácticamente el 100%. La tecnológica añade que, además de recoger información de inteligencia de alto valor para toda la flota, el sistema 'Pegaso' aportará datos «de vital importancia» para el proceso de toma de decisiones del mando y la planificación táctica de la operación a ejecutar por el resto de plataformas desplegadas.

Indra abordará la integración a alto nivel de su sistema 'Pegaso' con el sistema de combate (CMS) desarrollado por la empresa local coreana Hanwha Sytems. Trabajará también con el astillero DSME en el soporte a la Marina Coreana para la definición de la doctrina de utilización de los sistemas de defensa electrónica en plataformas submarinas, particularmente en el área de la inteligencia de señales de comunicaciones en áreas de conflicto.

La empresa española se ha adjudicado este contrato tras haber equipado tres submarinos KSS III del primer lote de este programa. La nueva configuración del sistema 'Pegaso' que implantará ahora será más sofisticada y elevará las capacidades de la nueva versión mejora del KSS III, un submarino de última generación de cerca de 90 metros de eslora y capacidad para desplazar más de 4.000 toneladas sumergido.

Misiones de inteligencia militar

El sistema 'Pegaso' es capaz de realizar de manera automática e instantánea la detección de emisiones (incluyendo información precisa de su ángulo de llegada), el análisis, la clasificación, identificación y grabación de señales pulsadas o de onda continua en las bandas de frecuencia radar y comunicaciones.

También permite grabar señales, datos y eventos ocurridos en la misión para un posterior análisis offline utilizando herramientas de software específicas para el análisis detallado de la misión.