Las altas temperaturas reavivan los fuegos que parecían controlados en el suroeste de Francia

ATLAS ESPAÑA

Bomberos procedentes de toda Europa están ayudando desde este viernes en las labores de extinción de los incendios forestales que se extienden en el suroeste de Francia. Las imparables olas de calor que no han dado tregua en el país galo han reavivado los fuegos que parecían controlados. El departamento de Girona es una de las regiones más afectadas por las llamas. Allí ya se han calcinado miles de hectáreas y unas 10.000 personas han tenido que dejar sus hogares. Equipos de Rumanía, Alemania y Grecia colaboran con los bomberos franceses en la lucha contrarreloj por apagar los fuegos. -Redacción-