'Villa Melpómene' llegará al cine

ETIQUETAS:

En el documental Playing Lecuona, el realizador y productor canario Juanma Villar reivindicó el legado del compositor cubano y recordó su conexión con las Islas. Ahora proyecta hacer algo parecido con el músico Camille Saint-Saëns, llevando al cine la novela de Santiago Gil sobre las estancias del francés en Gran Canaria

Villa Melpómene es el recuerdo más sólido que queda de las estancias del músico Camille Saint-Saëns en Gran Canaria. El nombre de esta casona roja, sepultada por la GC-2 a la altura de la entrada de Santa María de Guía, dio título a la novela de Santiago Gil en la que recreaba los inviernos que el compositor francés pasó en esta casa entre los años 1889 y 1909. Ahora, de la mano del cineasta y productor tinerfeño Juanma Villar Betancort, el libro del escritor grancanario será adaptado al cine.

«Nos conocimos hace mucho tiempo. Me propuso acercarme a su obra. Me mandó lo que había hecho y elegí esta obra. Me encantó la novela. Camille Saint-Saëns es un personaje fascinante y también lo es su relación con la Isla», explica el realizador que, con este largometraje se propone  «dar a conocer al compositor a nivel internacional y asociarlo a Canarias. Es parecido a lo que hice con Lecuona. También es un gran olvidado y está vinculado a Canarias. Hay elementos comunes en ambos: son artistas globales y están ligados al piano», añade el cineasta que tiene el propósito de rodar el largometraje en 2018 y estrenarlo en 2019.

«Lecuona abordó muchos géneros e introdujo los tambores en el piano clásico, y Saint-Saëns dio pie a la música moderna. Ambos son innovadores y humanistas. Son los precursores de Bowie», bromea el melómano.

De momento, Villar está trabajando en la adaptación del libro digital editado en 2015 por ATTK y, para ello, está en permanente contacto con Gil. «Está metido a tope con la novela y la está traduciendo. Asumo que será distinta. Hice un curso de guion y sé que una cosa es el libro y otra, la película», comenta el escritor, asombrado con el empeño que pone Villar en este proyecto. «Me llama 20.000 veces al día», dice sobre el realizador. «Lo conocí hace años y ya entonces me contó lo de Lecuona. Me pareció un visionario, pero pasó el tiempo y luego vi Playing Lecuona», confiesa Gil sobre su cómplice en esta aventura.

Jean Rochefort, el protagonista soñado

Es un sueño, pero si Juanma Villar tuviera la posibilidad de elegir al actor que diera vida al músico francés Camille Saint-Saëns lo tendría muy claro, sería Jean Rochefort. «Santiago y yo vivíamos cerca en Madrid en la época en que tuvo su mayor popularidad con El marido de la peluquera (1990). Es idéntico y está en la edad en la que Saint-Saëns estaba cuando visitó la Isla, en la primera década del siglo XX», sostiene Villar acerca del veterano actor galo que ha  trabajado en películas como No se lo digas a nadie o El hombre del tren, además de en el documental Lost in la Mancha, sobre el frustrado rodaje de la versión de El Quijote de Terry Gilliam.

El actor que dará vida al músico y compositor francés será uno de los pocos intérpretes extranjeros que formará parte del reparto, para el que Villar ha pensado buscar a actores canarios poco conocidos.

Su intención es levantar un proyecto económicamente modesto. «Va a ser una película pequeña desde el punto de vista de la producción. Una vez que defines presupuesto, vas levantándola. El presupuesto dependerá  de que se enamore de ella mucha gente o que no», explica el cineasta que buscará productoras francesas para participar en el proyecto. «Hay dos o tres productoras francesas con las que tengo contacto desde hace tiempo», subraya el cineasta cuya última obra, Playing Lecuona, codirigida con Pavel Giroud, fue reconocido con el premio al mejor documental en el Festival de Montreal.