Unas cien personas pudieron morir en Jinámar tras el 36

06/05/2009

Al menos un centenar de personas pudieron morir en la Sima de Jinámar tras el golpe militar de 1936, según cálculos «prudentes» del historiador Sergio Millares Cantero. En la fosa natural estarían los 28 de Agaete, los de Las Palmas de Gran Canaria y algunos procedentes de Telde.

Alrededor de cien, pero puede haber más», precisa el historiador, experto en la etapa de la guerra civil y asesor de la Fundación Juan Negrín. Millares Cantero elabora desde hace unos meses junto a otros historiadores y a miembros de las asociaciones de la memoria histórica de las Islas el censo de los desaparecidos del franquismo, en el marco de la Comisión para la Determinación de los Desaparecidos en Canarias. La cifra de al menos un centenar de personas arrojadas a la Sima de Jinámar es fruto de este trabajo de recopilación.
Tras conocer por este periódico que los restos óseos echados en falta en la sima, habían sido extraídos por una unidad de la Guardia Civil en el curso de una investigación sobre los niños desaparecidos- según informó el Cabildo que es, a su vez, responsable del lugar declarado Bien de Interés Cultural (BIC) -, Millares denunció ayer «la descoordinación» entre instituciones y el hecho de que «nadie sabe qué hacer con la Sima de Jinámar; parece que les quema en las manos».


Con un tono vehemente, el experto reclamó una intervención «inmediata para evitar más deterioro», e indicó que la Ley de la Memoria Histórica faculta a las instituciones a llevar a cabo esta tarea.
El historiador expuso que las dificultades técnicas que implica el carácter sinuoso del tubo volcánico están superadas en la actualidad. «Sólo es necesario un proyecto técnico, se saca a concurso... Ya está bien», agregó, «la gente necesita saber».


Opinó, además, que el hecho de que restos humanos fueran llevados al museo «sin que nadie lo supiera es un insulto a las personas que creen que tienen allí a un familiar».

500 en Gran Canaria.

La Comisión para la Determinación de los Desaparecidos en Canarias ha recopilado una lista provisional cercana a las 500 personas sólo en Gran Canaria. De éstas, unos 80 murieron en los pozos cercanos a Arucas. (el de Llano de las Brujas está siendo excavado y han aparecido 24). El resto hasta llegar al medio millar fueron arrojados en la Marfea y en la sima.