Un investigador encuentra la sentencia de Eduardo Suárez

Este jueves, el investigador Pedro Medina Sanabria dio con la sentencia que condenó a muerte al diputado del Frente Popular por Las Palmas Eduardo Suárez Morales, y al delegado gubernativo en el norte de Gran Canaria, Fernando Egea Ramírez en 1936. La nieta de Suárez celebra el hallazgo.

Isabel Méndez Suárez, nieta de Eduardo Suárez Morales y autora del libro Eduardo Suárez Morales en el recuerdo. Una memoria recobrada (CCPC), subrayó ayer la importancia del hallazgo de la sentencia que condenó a muerte a su abuelo y a Egea, y a «veintiséis años y ocho meses de reclusión mayor» a Herminia Dos Santos Alemán -esposa del segundo- y a Pedro Delgado Quesada, en 1936, por resistirse al golpe militar de Franco.

Hasta ahora el documento no había sido hallado, según explica Méndez, quien, para reconstruir los hechos en su libro, se valió de las crónicas periodísticas de la época, «que narraron el juicio palabra por palabra».

Hasta este jueves, el día en que el investigador Pedro Medina Sanabria dio con el documento en el Archivo del Tribunal Militar, en Santa Cruz de Tenerife. «Lo transcribí a toda máquina para mandársela a Mari Saro» (hija de Eduardo Suárez y madre de Isabel Méndez). Desde ayer se puede leer en el blog de Medina Sanabria la transcripción literal que éste ha hecho del documento judicial.

«Ésta», informa la nieta del diputado republicano, «es la primera vez que tenemos la sentencia». Para Isabel y Mari Saro, en palabras de la primera, la aparición del documento es «una alegría. Claro que sí, es un hallazgo importante. Es como si nos quitaran un peso de encima, porque la dábamos por pérdida. No sabíamos si la habían hecho desaparecer».
Hasta ahora, la única pista que tenían las dos mujeres de la existencia del documento eran las declaraciones de «un falangista» que aseguraba que la había leído.

La formación de un tribunal militar en Las Palmas en julio del 36 y la forma en que éste numeró las causas que juzgaba podría estar detrás de la pérdida, según la hipótesis de Pedro Medina Sanabria.

El historiador Sergio Millares destacó ayer tanto la importancia histórica del documento como su valor en una eventual reclamación para que sean anuladas las condenas.

"Debería estar en el legajo 422".

El investigador Pedro Medina Sanabria halló este jueves la sentencia de Eduardo Suárez Morales de manera indirecta. «La causa 37/1936 (que es la de Suárez Morales y sus compañeros) debería estar en el legajo 422» del archivo del Tribunal Militar de Tenerife. Pero en ése legajo no está, o al menos, no aparece. Medina Sanabria llegó a la sentencia cuando revisaba la causa 500/1936, la más multitudinaria de este periodo en Canarias: 89 personas fueron juzgadas por resistirse a Franco en Arucas.

En este juicio, uno de los acusados reclamó para su defensa el testimonio de la sentencia que ya se había dictado contra Eduardo Suárez, Egea y los demás, por participar en el mismo episodio de resistencia. Este testimonio -la reproducción de la sentencia- es lo que ha hallado Medina. El investigador destaca las facilidades que le han dado en el Archivo Militar, donde cuenta hasta con un despacho, para seguir tras su objetivo: la causa 1/36, en la que fue condenado su tío Juan Medina Naranjo.