Tras ocho horas de espera en Viena Morales se pregunta si ha sido secuestrado

03/07/2013

"No creo que Europa nos esté abandonando. Ya levantó esa prohibición de sobrevuelo Francia y Portugal, (mientras) Italia lo ha confirmado verbalmente. España, que primero nos dio el permiso, no solo para sobrevolar sino para aterrizar, nos lo ha prohibido".

Después de más de ocho horas de espera en el aeropuerto de Viena, el presidente de Bolivia, Evo Morales, se preguntó estejueves, visiblemente cansado pero de buen humor, si lo han secuestrado o retenido al forzar el aterrizaje de su avión oficial.

En declaraciones a la prensa, el mandatario explicó que ha recibido llamadas de varios presidentes sudamericanos como de la argentina Cristina Fernández de Kirchner, el ecuatoriano Rafael Correa y el venezolano Nicolás Maduro.

"Me ha llamado dos veces Cristina, con unas propuestas legales, basadas en los tratados internacionales, especialmente de La Haya", dijo Morales.

"Me ha llamado dos veces Correa, muy preocupado. Correa está consultando retirar los embajadores que tenemos los países del Alba (en los países que negaron el sobrevuelo de su avión)", agregó.

"Me ha llamado también el presidente Maduro, preocupado, buscando temas legales para acabar con esta retención o secuestro, no se lo que es esto legalmente", señaló Morales, quien se encuentra en la zona VIP del aeropuerto de Viena desde las 20.00 GMT del miércoles

Preguntado sobre qué pasará en las próximas horas, el presidente boliviano dijo: "Estamos esperando el permiso. Seguramente España está consultando con su amigo. Su amigo debe ser Estados Unidos".

Por otra parte, no consideró que Europa en su conjunto esté dejando a Bolivia sola ante esta situación.

"No creo que Europa nos esté abandonando. Ya levantó esa prohibición de sobrevuelo Francia y Portugal, (mientras) Italia lo ha confirmado verbalmente. España, que primero nos dio el permiso, no solo para sobrevolar sino para aterrizar, nos lo ha prohibido".

"Nunca en mi vida había oído que le nieguen el permiso al presidente en un avión oficial", concluyó Morales, quien partió el jueves desde Moscú rumbo a Bolivia, pero la negativa de Francia de sobrevolar su territorio, le obligó aterrizar en Viena.

También Portugal retiró temporalmente el permiso de sobrevuelo del avión boliviano, al igual que Italia.

Mientras, en La Paz, el Gobierno de Bolivia denunció que Morales "ha sido secuestrado por el imperialisno y está retenido en Europa".

Al frente de todo el gabinete de ministros en La Paz, el vicepresidente boliviano y presidente en funciones, Álvaro García Linera, afirmó que "no puede haber impunidad con este atisbo de colonialismo" y que Morales "no es ningún delincuente".