Saramago lleva 10 días ingresado

La delicada salud que atraviesa José Saramago hizo que a mediados de la semana pasada debiera de ser ingresado en Hospiten Lanzarote (Puerto del Carmen), por la insuficiencia respiratoria que padecía el Premio Nobel de Literatura de 1998. El recinto médico está a escasa distancia de la casa del escritor en pleno casco de Tías.

Fuentes solventes confirmaron ayer a este diario que el ingreso se registró el día 18, estando Saramago acompañado en todo momento de su esposa, la periodista Pilar del Río. En el tiempo de estancia en Hospiten Lanzarote ha alternado estancias el literato entre una habitación en planta y una habitación de la Unidad de Vigilancia Intensiva (UVI), como era el caso de ayer tarde. La deficiencia respiratoria se encontraba ayer estabilizada, con lo que la vida del paciente no parecía correr peligro.

Cabe recordar que Saramago lleva semanas afectado por una neumonía, enfermedad que era bien visible a finales de noviembre, cuando se inauguraron las exposiciones que la Fundación César Manrique (FCM) ha organizado con el escritor como eje angular, en la sede principal del Taro de Tahíche y en la Plazuela de Arrecife. En aquellas fechas, con el ministro de Cultura , César Antonio Molina, en calidad de testigo, Saramago se movió en silla de ruedas y mostrando el vial que en uno de sus brazos ya se estaba empleando para hacerle tratamientos médicos.

El escritor, afincado en Lanzarote desde 1993 junto a su esposa, cumplió 85 años de edad el 15 de noviembre. Ya en esas fechas estaba delicado de salud.