Ocupan un antiguo colegio en Madrid propiedad de un arquitecto

01/07/2007

Un centenar de personas de entre 20 y 40 años, miembros del colectivo social "Rompamos el silencio", ocuparon hoy un antiguo colegio del barrio madrileño de Malasaña, que lleva abandonado siete años, desde que lo adquirió el arquitecto Leopoldo Arnáiz, al que los okupas vinculan con irregularidades urbanísticas.

El edificio, de unos 1.800 metros cuadrados, se encuentra en el número 8 de la calle del Acuerdo, y durante los próximos siete días quiere ser la sede de la "Semana de Lucha Social" que pretende desarrollar este colectivo, según explicó a Efe una de sus representantes.

Poco después llegaron al lugar tres coches de Policía Nacional y tres furgonetas antidisturbios, según los okupas, que aseguraron que los agentes les han dicho que "esperan instrucciones de la Delegación del Gobierno".

Una de las okupas, Ana, dijo que el propietario del edificio, Leopoldo Arnáiz, es un "arquitecto afín al PP que figura como imputado en la supuesta trama urbanística de Alcorcón, junto al ex alcalde Pablo Zúñiga".

Señaló también que el edificio ocupado pertenece a COPAE, S.L., una inmobiliaria absorbida por Grupo 2 Reunidos S.L., y que en ambas empresas figura Leopoldo Arnáiz Eguren como administrador.

El colectivo "Rompamos el silencio" agrupa a diversas organizaciones sociales de Madrid y promueve "acciones directas no violentas", con el objetivo de "hacer visibles conflictos sociales que habitualmente permanecen ocultos".

Nació en 1998, en reuniones en la parroquia de San Carlos Borromeo (en la que el Arzobispado decretó recientemente que no volverá a prestar servicio pastoral), y ha ocupado varios inmuebles de la capital en los últimos años.