La patronal dice que el informe PISA constata la realidad y pide reflexionar

EFE

El informe PISA elaborado por la OCDE acerca de la educación en Canarias no ha hecho más que constatar la realidad, afirma este miércoles la CEOE de Santa Cruz de Tenerife en un comunicado en el que pide que se reflexione para tomar las medidas correctoras oportunas que lleven hacia la excelencia.

En el citado informe se dice, entre otras cuestiones, que Canarias debe elevar la eficacia de su gasto educativo, así como dar más autonomía a los centros ahorrándoles burocracia, desarrollar una cultura de la evaluación y cambiar el sistema de incentivos y retribuciones del profesorado, que tiene sueldos "muy generosos", aunque lineales.

La CEOE señala que la educación es una inversión de futuro y comenta que con la crisis económica se han hecho patentes las carencias del sistema educativo canario.

Las orientaciones que se ofrecen en el informe PISA deben tomarse como una herramienta útil que haga reflexionar y sobre todo tomar las medidas correctoras oportunas que lleven hacia la excelencia, que pasar por contar con un sistema educativo que genere formación de calidad y de resultados para todos los estudiantes, añade la CEOE.

Reconoce la CEOE que el Gobierno regional tiene competencias muy limitadas en el sistema educativo pero dice que debe promover las reformas que sean necesarias.

Recuerda que invertir en educación no significa, necesariamente, dotar de más recursos económicos al sistema, sino hacer un uso racional, eficiente y eficaz de ellos y acometer reformas que mejoren el proceso educativo con el fin de conseguir unos mayores estándares de calidad.

De la lectura de las recomendaciones se observan múltiples ocasiones referencias a la fuerte carga administrativa y burocrática que soportan directores, lo que les resta tiempo para la gestión educativa.

Algo que para la CEOE es cuanto menos curioso cuanto tanto el Estado como la Comunidad Autónoma iniciaron hace años un proceso de simplificación administrativa y de eliminación de cargas administrativas para las empresas así como de modernización de las administraciones, pero no en el ámbito de la educación.

En la necesidad de mejorar no se debe "demonizar" al sistema educativo en sí, a juicio de la CEOE, sino que todas las personas deben incluirse porque es fundamental que las familias participen de manera más activa en la vida escolar.

También destaca la CEOE que en el informe PISA se recomienda hacer una evaluación adecuada, y no sólo de los programas que se ponen en marcha, sino también para comparar y conocer el rendimiento real y comparado de los alumnos.