La 'Operación Hielo' se salda con 9 detenidos y más de 5 kilos de droga incautados en La Gomera

ACN PRESS

La ‘Operación Hielo’ realizada en los últimos meses por la Guardia Civil en la isla de La Gomera se ha saldado con la intervención de 2.455 gramos de cocaína y 3.027 gramos de hachís y la detención de nueve personas integrantes de una de las principales redes organizadas de introducción de estupefacientes que operaba en la Isla. El subdelegado del Gobierno en la provincia tinerfeña, José Antonio Batista, explicó hoy en rueda de prensa los pormenores de esta “excelente” operación, iniciada el pasado mes de mayo en el municipio de Valle Gran Rey y en la que la pista a seguir “fue una entrega de sustancias estupefacientes a un grupo de 9 individuos residentes en el citado municipio”, explicó. “Esta red estaba perfectamente organizada y considerada como una de las más importantes en la introducción de sustancias estupefacientes en la Isla desde donde posteriormente era distribuida en zonas de ocio de la capital de la isla y de Valle Gran Rey” continuó Batista. De los nueve miembros detenidos, cinco ya se encuentran en prisión: J.A.G.R. de 30 años, P.B.A. de 38 años, P.J.C.R. de 47 años, J.P.P.A. de 26 años y F.C.F. de 22 años. Los otros cuatro detenidos son J.G.R. de 31 años L.R.S. de 38 años J.A.B.R. de 31 años y J.J.R.R. de 31 años y se encuentran en libertad con cargos. En la operación se han intervenido 2.455 casi dos kilos y medio de cocaína, 3 kilos de hachis, 12.000 euros en efectivo, teléfonos móviles, sustancias de corte y demás utensilios de manipulación de la droga, especificó el subdelegado del Gobierno. Batista destacó que La Gomera es una isla de sólo 22.000 habitantes con lo que la cantidad de droga incautada, que en otras circunstancias podría no ser de tan alta consideración, adquiere una “gran dimensión” al relacionarla con el escaso número de habitantes de la Isla. En la rueda de prensa estuvieron presentes junto al ya citado Subdelegado del Gobierno canario José Antonio Batista, el teniente jefe de la Comandancia de la Guardia Civil Ricardo Arranz y la directora insular de la A.G.E en La Gomera Pilar Herrera. El Capitán Jefe de la Compañía de La Gomera, Gabriel Adeva, alabó la albor de los guardias civiles que operan en San Sebastián y Valle Gran Rey ya que “en ese municipio se conocen todos y se hizo complicado dar con los delincuentes”. “Estamos seguros de que íbamos llegando a Arure cuando ya se enteraban en Valle Gran Rey de nuestra llegada” prosiguió el capitán, aludiendo al tiempo que tendrían los detenidos bien para esconderse o para ocultar el material.