La ministra descarta contagios de la mutación del virus detectada por Noruega

20/11/2009

La mutación del virus de la gripe A detectada por científicos noruegos en dos fallecidos se ha producido en los propios afectados, quizá debido al fármaco que tomaron, pero en ningún caso ha habido transmisión y contagio a otras personas.

Así lo ha destacado esta noche en Talavera de la Reina la ministra de Sanidad, Trinidad Jiménez, que ha explicado a los periodistas que el centro de alerta del Ministerio ha contactado con autoridades de Noruega para recabar información sobre la mutación del virus de la gripe A detectada en los análisis realizados a dos personas que han fallecido.

La ministra ha subrayado que la mutación se ha producido sin contacto de estas personas con otras "y por tanto los científicos dicen que no ha habido posibilidad de transmisión y contagio, porque la mutación del virus se ha producido en la propia persona afectada", ha añadido.

Una de las posibilidades de esta mutación puede ser una reacción del virus al fármaco que el paciente tuvo que tomar.

En todo caso, la ministra ha asegurado que son mutaciones producidas "de forma aislada" pese a lo cual España -como el resto de países- mantienen el sistema de vigilancia de la gripe A.

Trinidad Jiménez ha indicado que el Instituto de Microbiología no ha detectado ningún virus con las características encontradas por los científicos noruegos.

"Aun así hay que mantener la vigilancia y nunca bajamos la guardia porque estamos ante un virus nuevo y la actitud de las autoridades sanitarias tiene que ser muy vigilante", ha apuntado Jiménez.