La deuda de Canarias se duplicará por la crisis

Si ya fue difícil cuadrar los números del Presupuesto de 2009, el del año que viene no lo es menos puesto que con ellos se tiene que afrontar una crisis que agrava aún más la caída de los ingresos   tributarios (550,38 millones) y obliga a contener al máximo los gastos públicos. Pese al «ajuste severo» de éstos últimos, la Comunidad Autónoma se ve obligada a endeudarse en 1.108 millones de euros. Con esta cantidad, el total de la deuda desde 2008 asciende a 3.611 millones; esta cantidad se come el 46,65% del Presupuesto total previsto para el año que viene, que se sitúa en 7.741 millones de euros, un 6,5% más.


Para hacerse una idea de lo que supone el incremento de la deuda, basta con observar que en 2008 la deuda viva se situó en 1.882 millones y en 2009 está presupuestada en 2.453 millones. La evolución de este concepto indica que en 2010 casi se duplicará al alcanzar el 47,8%.

Crecimiento por deuda. Los 7.741 millones del Presupuesto incluyen el pago por amortización e intereses de la deuda  mientras que la consignación de los 7.498 millones descuenta ese concepto. Por eso, el incremento en relación a 2009 es de apenas un 0,2%, aclaró ayer el consejero de Economía y Hacienda, José Manuel Soria al presentar los números en el Parlamento. Añadió además que, «en realidad el Presupuesto baja un 4,2% si detraemos los ingresos procedentes del Estado».


De cualquier modo, los gastos corrientes experimentan un «moderado crecimiento» (2,33%), según la Memoria del Presupuesto, «como consecuencia del aumento de los costes financieros derivados del aumento del endeudamiento».
El gasto también sube (9,23%) sobre todo por lo que se entrega a las corporaciones locales y las políticas de empleo. «La necesidad de dotación tanto de los gastos corrientes como los de capital origina un déficit de 1.208,37 millones», lo que supone un 2,75% sobre la riqueza producida conocida como PIB.


De los 3.611 millones de la deuda, 1.158 millones es lo permitido por el Gobierno central. Además, están contemplados  620,7 millones que cubrirán operaciones de refinanciación y también 50 millones derivados de los  convenios a suscribir con el Estado para cubrir la construcción de parques tecnológicos.


Los ingresos, aunque suben el 5,9%, es sólo achacable a las operaciones financieras que produce el endeudamiento, que se incrementan nada menos que un 168,5% respecto a 2009.  De hecho, el resto de ingresos sufre una bajada del 10%, principalmente  por culpa de una menor recaudación.  Cabe señalar que el único impuesto que podría subir será el del tabaco rubio (23,9%).