John Lennon y el lado oscuro de los Beatles

02/12/2005

El fallecido "Beatle" John Lennon confiesa de viva voz que tanto él, como George Harrison y Ringo Starr, estaban "hartos de ser los acólitos de Paul (McCartney)", en una entrevista que difundirá la Radio 4 de la cadena británica BBC, cuando se cumplen 25 años del asesinato del músico.

Las explosivas declaraciones las hizo el compositor de "Imagine" en una entrevista con la revista "Rolling Stone" en 1970, ocho meses antes de la desintegración del grupo, pero ahora la emisora británica ha decidido recuperarlas y las emitirá mañana sábado.

Los seguidores de la banda de Liverpool podrán escuchar así a Lennon arremeter contra su compañero.

"Tras la muerte de Brian Epstein (representante de los Beatles), Paul tomó el control y supuestamente nos lideraba, pero ¿cómo nos iba a liderar cuando no hacía más que vagar sin rumbo?", dice Lennon, quien fue asesinado el 8 de diciembre de 1980.

A pesar de que el grupo se separó en 1971, Lennon aseguraba ya entonces que el tándem compositor que formaba con McCartney terminó mucho antes, "alrededor de 1962".

"Todos nuestros mejores trabajos, al margen de los primeros, como "I Want to Hold Your Hand, los escribimos separados", confiesa.

Pese a las críticas, Lennon reconoce el talento de su compañero y le augura un gran futuro.

Tampoco George Harrison, fallecido de cáncer en 2001 a los 58 años, se escapa de los ataques de Lennon, quien se mofa de su debut en solitario.

"De haber sido George, ni me habría molestado", señala.

En la entrevista, el músico y compositor también critica al círculo de personas que acompañaban a la banda de Liverpool, al que califica despectivamente de "Roma portátil" de dinero, sexo y drogas y a la que todos "querían pertenecer".

Pero, al mismo tiempo, pide que no les arrebaten ese imperio particular, "donde nosotros podemos tener casas, coches, amantes, esposas, fiestas, bebidas y drogas".

Lennon considera que ese círculo fue nocivo para él y su segunda esposa, Yoko Ono, y llega incluso a afirmar que ambos acabaron consumiendo heroína por el trato que recibieron de los Beatles y su entorno.

"Nosotros sufrimos mucho" confiesa.

El artista ahonda en la entrevista en una imagen distinta a la fama de "buenos chicos" que tenía por entonces la banda y saca a la luz algunos detalles íntimos de la vida del grupo durante las giras.

"Si no podías conseguir una 'groupie', tenías una prostituta", confiesa.

Según Lennon, existen fotos en las que aparece retratado cuando salía arrastrándose de rodillas de un prostíbulo de Amsterdam mientras la gente le daba los buenos días.

Otro blanco del compositor de "Imagine" es el cantante de los Rolling Stones, Mick Jagger, al que acusa de plagiar a los Beatles.

"Me gustaría hacer una lista de lo que nosotros hicimos y de lo que los Stones hicieron dos meses después de cada álbum, Mick nos imitaba", denuncia.

El ex Beatle también se queja del lado negativo del talento, al afirmar que no tiene nada de divertido "ser un genio", sino que es "una tortura".

También habla de la felicidad alcanzada con Yoko Ono y considera que, tras vivir muchas experiencias distintas, había llegado a la conclusión de que "no hay nada mejor que tener a alguien a tu lado que te quiera".

El fallecido Beatle concedió la entrevista al fundador de la "Rolling Stone", Jann Wenner, quien considera que la grabación, inédita hasta ahora en el Reino Unido, muestra al Lennon más honrado.

El cantante y compositor murió, cuando salía de su apartamento en Manhattan junto a Yoko Ono, a consecuencia de los disparos de Mark Chapman, a quien sólo horas antes del asesinato le había firmado un autógrafo.