Isabel García se acoge a su derecho de no declarar y queda en libertad provisional

EFE

Isabel García, la esposa de Santiago del Valle, se ha acogido a su derecho a no declarar en el juzgado de Huelva ante el que ha comparecido como imputada por los delitos de falso testimonio y omisión del deber de socorro en relación a la muerte de la niña Mari Luz y ha quedado en libertad provisional. La comparecencia de García ante el Juzgado de Instrucción número 3 de Huelva ha durado apenas 15 minutos y, además de acogerse a su derecho a no declarar, no ha ratificado las declaraciones realizadas en la Comisaría Central de Madrid y ante el Juzgado de Instrucción número 43 de la capital de España. Las partes han solicitado su puesta en libertad provisional al entender que no se dan los requisitos que justifiquen una prisión preventiva, aunque se han adoptado algunas cautelas como el deber de comparecer en la Comisaría de Policía más próxima a la que fije su domicilio todos los lunes, para tenerla controlada y a disposición del juzgado, y la imposibilidad de salir de territorio nacional. La comparecencia de hoy de Isabel García se ha producido después de que el pasado 25 de febrero, en un programa de televisión, la mujer de Santiago del Valle se retractara de su declaración en el juicio y volviera a su testimonio inicial inculpando a su marido de la muerte de Mari Luz. En declaraciones a los periodistas, el fiscal, Alfredo Flores, ha explicado que la comparecencia de Isabel García se ha desarrollado con "tranquilidad y normalidad" y que durante la misma, a preguntas de las partes, García ha indicado que las declaraciones efectuadas en Madrid en sede judicial estuvieron antecedidas de "mucha presión". Flores ha indicado que esta mujer sigue estando imputada por los delitos de falso testimonio y de omisión del deber de impedir un delito, y que, a partir de ahora, se continuará con los procedimientos judiciales oportunos, uno por cada delito. En este sentido, ha explicado el que se sigue por falso testimonio corresponde al Juzgado de Instrucción número 3, que tendrá que esperar "por prudencia" a ver qué dice la Audiencia Provincial. Durante el juicio contra Santiago y Rosa del Valle por el asesinato de Mari Luz Cortés, la Fiscalía y la defensa de Rosa pidieron que se dedujera testimonio de la declaración de Isabel García, en la que inculpó de la muerte a su cuñada y exculpó a su marido, para determinar un posible delito de falso testimonio, por tanto teniendo en cuenta lo que determine la Audiencia se seguirá este procedimiento o no. El otro procedimiento, en relación a la omisión del deber de impedir un delito, Flores ha explicado que tiene que ver con el hecho principal, la desaparición y muerte de la niña, por lo que se va a remitir al Juzgado de Instrucción número 1, que fue el que llevó el caso. Por su parte, el abogado de Isabel García, Leonardo Ponce, ha precisado que se ha negado a declarar porque "es un derecho constitucional y lo más prudente", al tiempo que ha indicado que en función del desarrollo de los procedimientos se tendrá ocasión, si es necesario, de escuchar a su defendida. Ponce ha apuntado además la necesidad de prudencia a la hora de imputar una conducta delictiva a una mujer con las particularidades de Isabel, que tiene una minusvalía psíquica del 65 por ciento, ya que "se ha podido ver influida o intimidada para declarar en un determinado sentido". Por último, Alberto Revuelta, el abogado de la familia Cortés, que ejerce la acusación particular, se ha reiterado en todo lo dicho anteriormente y ha resaltado que García se ha visto sometida a una "una presión materialmente inaguantable".

Temas

Juicio