Inaugurada la nueva sede del Banco de Alimentos de Las Palmas

EFE/ACFI PRESS

El presidente del Gobierno de Canarias, Paulino Rivero, ha inaugurado hoy las nuevas instalaciones del Banco de Alimentos de Las Palmas que, a través de 173 ONGs, repartirá durante 2011 cinco millones de kilos entre 39.000 personas de Gran Canaria, Lanzarote y Fuerteventura.

Para Rivero hoy ha sido un día de "grande, feliz y de gozo" porque con actos como este se refuerza "algo que estaba en decadencia durante muchos años: la solidaridad y la sensibilidad, el estar pegado al suelo y, por lo tanto, que la humanidad aflore en cada uno de los momentos".

Paulino Rivero ha asegurado que esa decadencia en valores ha sido fruto de la abundancia, en la que muchas veces los ciudadanos se vuelven "muy egoístas e insolidarios", y que miran más para si mismos pensando que no hay necesidades en su entorno.

"Si la crisis sirve para algo es que puede ejemplarizar, nos dice que tenemos que reflexionar sobre nuestro presente y futuro, ya que tenemos que cambiar algunas normas de comportamiento y poner en alza de nuevo los valores que son innatos de este pueblo, que siempre han sido santo y seña de todos los canarios", ha subrayado.

A su juicio hay que "vivir pegados a la tierra y pensar en los semejantes", ya que una sociedad "desconectada, descohesionada y con diferencias sociales, entre una parte que le va muy bien y otra que le va muy mal, eso no es bueno para nadie".

Rivero ha agregado que, desde luego, no es bueno para aquellos que les va mal, pero tampoco para quienes les va bien porque "esa sociedad no avanza con armonía, solidez, la paz, cohesión y la tranquilidad" que todos desean.

"Por eso el Banco de Alimentos es una iniciativa que no tiene otras valoraciones que el agradecimiento en nombre de todos, el reconocimiento, el calor y el apoyo para que sigan adelante con su trabajo", ha añadido.

El presidente del Ejecutivo canario ha felicitado a sus directivos, a todas las redes de distribución de la ayuda que han ido creando en las distintas islas de la provincia, sus colaboradores más directos y a las 173 ONGs que despliegan la cadena de solidaridad para llegar a las personas necesitadas.

También ha reconocido la generosidad de las más de 190 empresas canarias que aportan productos para que el Banco de Alimentos de Las Palmas esté dotado y, por tanto, "pueda funcionar la cadena solidaria".

Por su parte, el director del Banco de Alimentos, Manuel Pérez, ha informado de que 2 millones de kilogramos de productos llegan a sus instalaciones en cuatro fases durante el año a través de ayudas solidarias europeas y que las empresas canarias complementan esa acción con otros tres millones de kilos.

La cadena de alimentos tiene su mayor asentamiento en la isla de Gran Canaria, casi un 70 por ciento, en función del mayor número de personas necesitadas de esta ayuda, mientras que en Lanzarote se reparten el 20 por ciento y en Fuerteventura, donde el Banco de Alimentos busca una sede, se distribuye el resto.

Pérez ha agradecido a Mercalaspalmas y al Gobierno de Canarias su apoyo en esta iniciativa, que han podido hacer porque han tenido "fe en esa idea, el coraje para defenderla y cuentan con personas que están dispuestas a dar lo mejor de si mismas para ser solidarias y desinteresadas en beneficio de las más de 39.000 personas de Las Palmas que tienen necesidad de alimentos".

Manuel Pérez también ha destacado la colaboración de las navieras Armas y Boluda, que trasladan gratuitamente los alimentos a las islas de Lanzarote y Fuerteventura.

Los Bancos de Alimentos son organizaciones sin ánimo de lucro gestionados por personas voluntarias que tienen como objetivo redistribuir los excedentes alimentarios que se generan en nuestro entorno y ponerlos al alcance de las personas que más los necesitan.

El Grupo Cencosu - SPAR Gran Canaria, junto con la empresa El Paso 2000, hizo entrega de 10.000 kilos de gofio al Banco de Alimentos. Esta entrega forma parte de la iniciativa ‘Gofio por neumáticos’, puesta en marcha hace unos meses por SPAR Gran Canaria y El Paso 2000, que tiene como objetivo recoger 200.000 kilos de gofio con destino al Banco de Alimentos y que ya ha empezado a tener muy buenos resultados y acogida entre los clientes de ambas empresas.